Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Modelo 3D de hueso de una mujer prehistórica

Fred Lewsey
29/11/2017 20:00 CEST
.

¿Cómo era la fortaleza física de las primeras agricultoras? La respuesta la ha obtenido un equipo de científicos de la Universidad de Cambridge (Reino Unido) al comparar sus huesos con los de atletas de élite modernas. Su investigación apunta a que durante los primeros 6.000 años de agricultura en Europa Central, las mujeres prehistóricas hicieron trabajos manuales intensivos superiores a los que realizan las remeras deportivas actuales.

Las mujeres neolíticas analizadas en el estudio (de hace entre 7.400 y 7.000 años) tenían una fuerza similar en los huesos de las piernas de las remeras modernas, pero los huesos de sus brazos eran entre un 11% y un 16% más fuertes que los de las atletas actuales, y un 30% más fuertes que la de los estudiantes tipo de Cambridge.

La carga de las extremidades superiores fue aún más dominante en las mujeres de la Edad del Bronce (de hace entre 4.300 y 3.500 años), que tenían entre un 9% y un 13% de los huesos del brazo más fuertes que las remeras, pero un 12% más débiles las piernas.

Fuente: Universidad de Cambridge
Derechos: Creative Commons
Creative Commons 4.0
Puedes copiar, difundir y transformar los contenidos de SINC. Lee las condiciones de nuestra licencia
QUEREMOS SABER TU OPINIÓN

Por favor, ten en cuenta que SINC no es un consultorio de salud. Para este tipo de consejos, acude a un servicio médico.