Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Cómo reducir las emisiones de amoniaco al fertilizar los cultivos

Un estudio liderado por investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid ha demostrado que las emisiones de amoniaco asociadas a la fertilización de cultivos podrían reducirse hasta en un 82% con un impacto mínimo sobre la producción agrícola. El método consiste en combinar estrategias de optimización de la gestión de los estiércoles ganaderos y fertilizantes nitrogenados.

Aplicación de purines en suelo agrícola. / UPM

Las conclusiones de un estudio en el que han participado varias universidades y centros de investigación nacionales y europeos, y que ha sido liderado por la ETSI Agrónomos de la Universidad Politécnica de Madrid, señalan que es posible conseguir una reducción efectiva de las emisiones de amoniaco (NH3) causadas por la fertilización de los suelos agrícolas.

Esta reducción se puede conseguir mediante la combinación de estrategias que lleven a optimizar la gestión de los estiércoles ganaderos y los fertilizantes sintéticos no ureicos, alcanzando un compromiso entre la protección del medio ambiente y la seguridad alimentaria. El trabajo demuestra que una reducción efectiva de las emisiones de amoniaco por la fertilización de los sistemas agrícolas puede alcanzarse sin comprometer la producción.

La agricultura es el sector responsable del 94% de las emisiones de amoniaco en Europa

La agricultura fue el sector responsable del 94% de las emisiones de amoniaco en Europa en 2011, y la aplicación de fertilizantes nitrogenados en superficie de los suelos agrícolas, como la urea y los estiércoles, fue la principal fuente emisora. El NH3 emitido a la atmósfera puede depositarse en los ecosistemas circundantes a la fuente o viajar decenas de kilómetros ocasionando problemas medioambientales (como acidificación del suelo y eutrofización).

Por ello, impulsadas por la normativa comunitaria, se han implementado en los últimos años un gran número de estrategias de reducción de emisiones de NH3 en la agricultura europea. Sin embargo, en la mayoría de los casos, dichas prácticas se ven limitadas por efectos adversos e indirectos de su implementación –como la reducción en los rendimientos de los cultivos o la pérdida de eficiencia del nitrógeno aplicado con los fertilizantes– con consecuencias negativas para agricultores, consumidores y para la seguridad alimentaria.

En este contexto se ha realizado un reciente estudio, publicado en la revista Environmental Research Letters, que plantea estrategias de mitigación mediante la combinación de diferentes medidas que lleven a optimizar el uso de los fertilizantes nitrogenados a escala provincial en España. La elección de España se debió a su condición de país en el que las emisiones de NH3 han experimentado un mayor aumento en los últimos años y por ser el tercer mayor productor de bienes de origen agrícola de la UE.

En este caso se evaluó la capacidad de once escenarios de mitigación de emisiones de NH3 de origen agrícola para reducir dichas emisiones, así como su efecto sobre la producción agrícola y el surplus de nitrógeno (nitrógeno que queda en el suelo tras implementar la medida de mitigación y es susceptible de ser liberado en forma de otros compuestos contaminantes como nitratos u óxido nitroso).

La reducción de las emisiones de NH3 por fertilización de los cultivos se puede alcanzar sin comprometer la producción agrícola

Estos escenarios incluyeron distintas opciones de fertilización, así como combinación de estrategias. Destacan la incorporación de los estiércoles a una profundidad de 10 cm, la incorporación de urea hasta los 5 cm, la reducción de la cantidad de fertilizante aplicado (posible supresión de la fertilización ureica), etc. El impacto de estos escenarios fue comparado con la situación del país en 2008.

Los resultados obtenidos mostraron que todos los escenarios produjeron una mitigación efectiva de las emisiones de NH3 respecto a la situación de 2008. La medida individual que más redujo las emisiones fue la incorporación de estiércoles, con una mitigación del 57% al tiempo que aumentaba la producción en un 8%. De los once escenarios, únicamente cuatro mostraron una reducción efectiva de las emisiones y un incremento significativo de los rendimientos.

Los resultados más prometedores se obtuvieron al combinar la incorporación de estiércoles y la supresión de fertilizantes ureicos. En este caso, mientras las emisiones se redujeron en un 82%, los rendimientos no difirieron significativamente de los del escenario base.

En tanto que factores como el tipo de suelo y las condiciones medioambientales afectan a la emisión de NH3, y pueden variar entre las distintas provincias españolas, el estudio se pormenorizó a nivel provincial. De esta forma se observó que la aplicación de las medidas individuales más efectivas en cada provincia, produjo un descenso en las emisiones totales del 67%.

Referencia bibliográfica:

Sanz-Cobena, A.; Lassaletta, L.; Estelles, F.; Del Prado, A.; Guardia, G.; Abalos, D.; Aguilera, E.; Pardo, G.; Vallejo, A.; Sutton, M. A.; Garnier, J.; Billen, G. Yield-scaled mitigation of ammonia emission from N fertilization: the Spanish case. Environmental Research Letters 9 (12), diciembre de 2014. DOI: 10.1088/1748-9326/9/12/125005.

Fuente: Universidad Politécnica de Madrid
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Una plataforma estudiará los factores ambientales asociados a la pandemia

Un equipo internacional de científicos, liderado por la Universidad de Granada, ha desarrollado la primera plataforma del mundo que integra información de la COVID-19 con la de factores ambientales y meteorológicos. Esta herramienta ayudará a entender el efecto que las variables ambientales, como la temperatura, la humedad o los niveles de contaminantes, pueden tener en la pandemia.

Alt de la imagen
Una diminuta cámara robótica permite ver como un insecto

Instalada a bordo de escarabajos vivos, protagonistas del #Cienciaalobestia, una cámara inalámbrica y ultraligera permite capturar imágenes en primera persona del mundo de los insectos a muy pequeña escala. Esta tecnología, que logra grabar durante dos horas de forma continua, se podría aplicar para ampliar la visión en el campo de la navegación y la comunicación.