Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Biomedicina y Salud
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Aplicará a cien afectados los últimos avances en neurotecnología

Ponen en marcha un estudio para mejorar la memoria de pacientes con depresión

La Universidad de Zaragoza va a poner en marcha un estudio de investigación para tratar de mejorar aspectos cognitivos como la memoria y atención en personas con depresión mediante la más avanzada neurotecnología. Un centenar de afectados por depresión colaborarán en el desarrollo de este trabajo con sesiones de entrenamientos cognitivos a partir de enero. En concreto, en el estudio de campo se utilizará Brain Up, una tecnología ideada por la spin off de la Universidad de Zaragoza BitBrain Technologies, que permite aumentar considerablemente la capacidad cognitiva de las personas.

Ponen en marcha un estudio para mejorar la memoria de pacientes con depresión
Ponen en marcha un estudio para mejorar la memoria de pacientes con depresión. Foto: Olmo Calvo

La Universidad de Zaragoza va a poner en marcha un estudio de investigación para tratar de mejorar aspectos cognitivos como la memoria y atención en personas con depresión mediante la más avanzada neurotecnología. Un centenar de afectados por depresión colaborarán en el desarrollo de este trabajo con sesiones de entrenamientos cognitivos a partir de enero. En concreto, en el estudio de campo se utilizará Brain Up, una tecnología ideada por la spin off de la Universidad de Zaragoza BitBrain Technologies, que permite aumentar considerablemente la capacidad cognitiva de las personas.

Esta investigación estará coordinada por Javier García Campayo, psiquiatra del hospital Miguel Servet y profesor e investigador de la Universidad de Zaragoza y el I+CS, mientras que la parte tecnológica recaerá en el equipo de científicos de BitBrain y del equipo de investigación en neurotecnología del Grupo de Robótica del Instituto de Investigación en Ingeniería en Aragón, que dirige el investigador Javier Mínguez.

Los familiares, pacientes y profesionales interesados podrán acudir a una reunión informativa, que tendrá lugar en el Centro Joaquín Roncal de la Fundación CAI-ASC este jueves, 1 de diciembre, a las 19.00 horas. En la reunión, el Dr. Javier García Campayo, investigador principal del estudio, explicará en detalle la investigación a realizar y atenderá cualquier duda.

La puesta en marcha de este estudio coincide con la salida al mercado de “Brain Up”, un sistema basado en neurotecnología para la mejora cognitiva, como la memoria o la concentración, en personas sanas. El objetivo del estudio es validar su utilidad con pacientes de depresión, de forma que se espera que en el 2013 alrededor de 150 centros de neurorehabilitación puedan utilizarla con sus pacientes.

Esta tecnología ha sido desarrollada por investigadores de la Universidad de Zaragoza, con Javier Mínguez a la cabeza, que han diseñado un sistema que permite aumentar alrededor de un 20% diversas habilidades cognitivas en personas sanas.

María López, consejera delegada de esta compañía, explica que el ámbito de trabajo de esta firma pionera también en España se enmarca en el área de la neurotecnología. “A través de los aparatos con los que trabajamos somos capaces de recoger la señal cerebral, de detectar los diferentes ritmos cognitivos y de lanzar aplicaciones para ayudar a las personas”.

En el caso del "Brain Up", se trata de conseguir un estado mental adecuado para activar una zona mental concreta. Para ello se necesita conocer la actividad cerebral para localizar la zona a entrenar. El usuario, sentado delante de un ordenador, y al que se le han instalado unos sensores en el cerebro, debe observar un cuadro que cambia de color. Se le pide que busque estrategias mentales para activar esa zona del cerebro, relacionada con la mejora cognitiva. El entrenamiento no es similar a nada que exista en el mercado y cada persona debe buscar estrategias propias. Por ejemplo, recordar con detalle e intensidad algún evento pasado. Cuando lo consigue, se le da un feedback positivo y se le pide que lo vuelva utilizar, reforzando así los ritmos cerebrales que median en su capacidad cognitiva.

Fuente: UZ
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.