Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Un gen clave en el alzhéimer genético regula el desarrollo de las neuronas

Un equipo internacional de investigadores con participación española ha descrito una nueva vía que promueve la diferenciación de las neuronas. Este mecanismo está regulado por el gen de la presenilina, mutado en la mayoría de casos de alzhéimer genético, también conocido como familiar, a través de una proteína que está implicada en el desarrollo de cáncer. El hallazgo demuestra que existe un mecanismo común entre la neurodegeneración que ocurre en alzhéimer y la proliferación celular en cáncer.

Imagen del cerebro captada mediante microscopia láser confocal donde se observan las neuronas (azul) y sus axones en crecimiento (rojo y verde). / INc-UAB

La edad es el factor más importante en el desarrollo de enfermedades neurodegenerativas como el alzhéimer y el cáncer. Además, estudios epidemiológicos indican que existe una relación inversa entre tener enfermedad de Alzheimer y cáncer, aunque los mecanismos que conectan ambas patologías se desconocen.

Esta investigación permite ser optimistas en el desarrollo de estrategias terapéuticas comunes para combatir enfermedades neurológicas y el cáncer.

Un equipo internacional de investigadores liderados por Carlos Saura, del Institut de Neurociències de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), ha descubierto un mecanismo esencial para el crecimiento del axón de las neuronas, un proceso clave para el correcto desarrollo del cerebro.

Según el estudio, publicado en la revista eLife, este mecanismo requiere la presenilina, el principal gen mutado en la enfermedad de Alzheimer familiar. Su funcionamiento incorrecto en estos enfermos es el que causa la producción del b-amiloide cerebral, característico de esta patología.

En este estudio, los investigadores demuestran que la presenilina no solo es indispensable para regular las neuronas durante el desarrollo cerebral, sino que lo hace a través del receptor EphA3, una proteína implicada en diversos cánceres. La relevancia del estudio es que demuestra la existencia por primera vez de este nuevo mecanismo celular que conecta la neurodegeneración y el cáncer.

“El descubrimiento de esta nueva vía de señalización es muy relevante en el estudio de las enfermedades neurológicas en las que la morfología del axón neuronal está alterada. Además, las implicaciones del estudio van más allá del cerebro ya que el mecanismo implica los receptores EphA que desempeñan un papel clave en el cáncer“, explica la primera autora del estudio, Míriam Javier.

Según Saura, esta investigación permite ser optimistas en el desarrollo de estrategias terapéuticas comunes para combatir enfermedades neurológicas y el cáncer.

Referencia bibliográfica:

Javier-Torrent M, Marco S, Rocandio D, Pons-Vizcarra M, Janes PW, Lackmann M, Egea J, Saura CA. "Presenilin/γ-secretase-dependent EphA3 processing mediates axon elongation through non-muscle myosin IIA". eLife. 2019 Oct 2;8. pii: e43646. doi: 10.7554/eLife.43646.

Fuente:
Universitat Autònoma de Barcelona (UAB)
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Investigadores españoles ‘ponen cara’ a unas proteínas implicadas en cáncer y alzhéimer

Los expertos han sido capaces de visualizar, con detalle atómico, la estructura de un miembro de la familia de las proteínas HAT. Los resultados facilitarán el diseño de fármacos contra varias enfermedades prevalentes.

Descubren dos proteínas esenciales para el metabolismo del corazón de los recién nacidos

Estas moléculas, denominadas p38γ p38δ, podrían estar detrás de algunas de las enfermedades congénitas de origen cardiometabólico cuya causa se desconoce en la actualidad. El trabajo sugiere que una dieta rica en ácidos grasos podría ser un tratamiento válido para tratar este tipo de enfermedades.