Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Ángeles Alvariño, una vida dedicada al zooplancton y al mar

la oceanógrafa gallega nació un 3 de octubre de 1916. / Wearbeard

La oceanógrafa Ángeles Alvariño González nació en una noche huracanada el 3 de octubre de 1916, en Serantes, un pequeño pueblo costero gallego cercano a Ferrol. Era hija del médico Antonio Alvariño Grimaldos y de María del Carmen González Díaz-Saavedra y en sus primeros años de vida ya mostró interés por los libros de historia natural. Hizo el Bachillerato Universitario en Ciencias y Letras en la Universidad de Santiago de Compostela, antes de trasladarse Madrid a estudiar Ciencias Naturales en 1934. Por la Guerra Civil tuvo que interrumpir las clases que continuaría al finalizar la guerra y se licenciaría en 1941. Un año antes se había casado con el marino militar Eugenio Leira Manso.

Su carrera investigadora comenzó a los 32 años en el Instituto Español de Oceanografía (IEO) en 1948, en cuyas publicaciones de los años cincuenta aparecieron sus primeros trabajos sobre plancton y pesquerías. En 1953 recibió una beca para seguir estudiando estos pequeños organismos en Reino Unido en el Marine Biological Laboratory de Plymouth, donde se convirtió en la primera mujer científica en trabajar a bordo de un barco británico de investigación. Tres años más tarde volvería a recibir otra beca, una Fullbright para continuar sus investigaciones en EE UU bajo la tutela de otra pionera de la oceanografía: Mary Sears.

Entre sus trabajos destaca el hallazgo de un total de 22 nuevas especies planctónicas para la ciencia, fruto del paciente análisis al microscópico de muestras biológicas procedentes de lugares muy distantes, desde los mares de Cortés (México), al Sur de China, los golfos de Siam o de Tailandia.

En EE UU país desarrollará la mayor parte de su carrera profesional, trabajando en prestigiosos centros de investigación en California: el Scripps Institution of Oceanography (1958–1969) y el Southwest Fisheries Center (1970–1987) donde de se jubilaría. Falleció en 2005 en California y desde 2012 uno de los buques oceanográficos de la flota científica española lleva su nombre.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Creative Commons 4.0
Puedes copiar, difundir y transformar los contenidos de SINC. Lee las condiciones de nuestra licencia
Queremos saber tu opinión