Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Descubierta la rana Stanley Kubrick, la naranja mecánica de la naturaleza

Por sus manchas anaranjadas en las patas, una rana arborícola de la cuenca del Amazonas ha adoptado el nombre de Dendropsophus kubricki, en honor al director de cine fallecido en 1999 Stanley Kubrick, que dirigió la película La naranja mecánica, basada en la novela de Anthony Burgess. El anfibio es el protagonista de nuestro #Cienciaalobestia.

Las manchas naranjas de la nueva rana Dendropsophus kubricki. / Pablo Venegas

En la selva amazónica, entre Bolivia, Perú y Brasil habitaba una especie de rana arborícola que los científicos pensaban haber identificado correctamente. Sin embargo, Dendropsophus kubricki, como la han renombrado ahora en honor al director de cine estadounidense Stanley Kubrick y su obra maestra realizada en 1971 La naranja mecánica, no pertenecía a la especie que creían.

Gracias a los análisis de datos genéticos, morfológicos y bioacústicos, los científicos de la Pontificia Universidad Católica de Ecuador pudieron determinar que la rana Kubrick no representaba a una especie anteriormente conocida y denominada rana de árbol Sarayacu (Dendropsophus parviceps). Los resultados se han publicado en la revista ZooKeys.

La rana Dendropsophus kubricki. / Pablo Venegas

Para diferenciar a la rana como una nueva especie, los científicos tuvieron claro la elección del nombre. Recordaron las palabras del escritor británico Anthony Burgess en 1972 para explicar el título de su novela La naranja mecánica: “He insinuado la unión de lo orgánico, lo vivo, lo dulce –en otras palabras, la vida, el naranja– y lo mecánico, lo frío, lo disciplinado [...]”.

“Sin saberlo, también estaba dando una buena metáfora para describir los ecosistemas”, comentan los investigadores. “La naturaleza funciona como la interacción entre la vida y su matriz física fría, mecánica y disciplinada”, subrayan.

La nueva rana D. kubricki presenta además manchas anaranjadas y brillantes en las patas, que recuerdan, según los autores, a los “pedazos de naranja de la naturaleza”.

La rana ‘diablo’, redescubierta

La nueva rana D. kubricki presenta además manchas anaranjadas y brillantes en las patas

Además de la rana Stanley Kubrick, los investigadores también diferenciaron otra especie de rana a la que han denominado Dendropsophus kamagarini, cuyo nombre se refiere a ‘demonio’ o ‘diablo’, según la traducción del idioma Matsigenka hablado en el sureste de Perú.

Una de las características principales de la nueva especie D. kamagarini son sus protuberancias en forma de cuerno en los párpados superiores.

Para los científicos, los anfibios son importantes piezas en los ecosistemas como consumidores secundarios en las cadenas alimentarias. También desempeñan un papel importante en la descomposición y el ciclo de nutrientes.

La rana diablo (Dendropsophus kamagarini) recién descubierta en la cuenca del Amazonas. / Arturo Muñoz

Referencia bibliográfica:

Rivadeneira CD, Venegas PJ, Ron SR (2018) “Species limits within the widespread Amazonian treefrog Dendropsophus parviceps with descriptions of two new species (Anura, Hylidae)”. ZooKeys 726: 25-77. https://doi.org/10.3897/zookeys.726.13864

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
El oído interno de los primates del Mioceno esconde claves de la evolución humana
SINC

Un estudio liderado por el Instituto Catalán de Paleontología Miquel Crusafont analiza la relación de parentesco entre dos grandes primates antropomorfos extintos a partir de la forma de los canales semicirculares de su oído interno. Esta estructura revela datos que reconstruyen el parentesco entre las especies de primates fósiles y confirma que ambos homínidos son distintos entre sí y muy similares a los chimpancés y a los bonobos actuales.

Cómo evitan estas mariposas macho que otros pretendientes fecunden a sus parejas

Las mariposas del género Heliconius, protagonistas del #Cienciaalobestia, desprenden un olor tan fuerte que es incluso perceptible por el ser humano. La sustancia, producida por los machos y transmitida a las hembras durante el sexo, permite mantener alejados a otros competidores. Ahora, un equipo de científicos ha descubierto cómo logran producir este repulsivo y antiafrodisíaco compuesto.