Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

El 33% de las ciudades de la UE no tiene estrategias frente al cambio climático

Un estudio internacional, en el que ha participado la Universidad Politécnica de Madrid, ha realizado un estudio exhaustivo de los planes de mitigación y adaptación al cambio climático que existen en 885 ciudades distribuidas en los 28 estados miembros de la UE.

El estudio ha analizado las estrategias de 885 ciudades europeas / Sonia de Gregorio

Un equipo internacional de científicos ha realizado un estudio, que se inició en 2011, cuya principal conclusión es que el 33 % de las ciudades de la Unión Europea no cuenta con planes específicos para luchar contra el cambio climático.

El trabajo, en el que participa la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), indica que de las 885 ciudades europeas estudiadas, el 66 % tiene un plan de mitigación, y el 26 % tiene un plan de adaptación, mientras que el 16 % de las ciudades tiene un plan que integra la mitigación y la adaptación al cambio climático. Los resultados de la investigación han sido publicados en la revista Journal of Cleaner Production,

Los países del norte de Europa y de Europa Central son los que han implementado más planes de lucha contra el cambio climático

Según Sonia De Gregorio, investigadora de la UPM y coautora del estudio, el trabajo “hace un estudio exhaustivo de los planes de mitigación y adaptación al cambio climático que existen en 885 ciudades distribuidas en los 28 estados miembros de la UE, clasifica los planes de mitigación y adaptación en tres tipos, según su naturaleza, y proporciona conocimiento y estadísticas que pueden servir de punto de partida para futuras investigaciones en el ámbito de la acción climática local”.

El estudio muestra que aunque hay una gran diversidad en la proporción de ciudades con planes de mitigación y adaptación a lo largo de Europa, los países del norte de Europa y de Europa Central son los que han implementado más planes de lucha contra el cambio climático.

El tamaño de las ciudades, su inclusión en redes climáticas internacionales y las normativas nacionales son factores que influyen en el nivel de implementación tanto de planes de mitigación como de adaptación.

Las ciudades más grandes, las más preparadas

“Aproximadamente el 80 % de las ciudades analizadas con más de 500.000 habitantes cuenta con un plan de mitigación o de adaptación. También es importante destacar el papel que juega el Pacto de Alcaldes de la UE para el Clima y la Energía impulsando el desarrollo de planes, especialmente en ciudades como Italia o España, pero también en otros países”, explica la investigadora.

Polonia, Alemania, Irlanda, Finlandia o Suecia son los países que más planes han elaborado de manera individual. Por otro lado, las ciudades de Dinamarca, Francia, Eslovaquia y Reino Unido, donde los planes de lucha contra el cambio climático son obligatorios a nivel nacional, son 1,8 veces más propensas a tener un plan específico de mitigación y 5.0 veces más propensas a tener un plan de adaptación al cambio climático.

En relación a España, el 10,1 % de las 109 ciudades analizadas cuenta con un plan de mitigación autónomo

Finalmente, en países como Chipre, Dinamarca, Eslovenia, Latvia, Finlandia, Bélgica, Irlanda, Suecia, Italia, Estonia, Portugal, Rumania o España, la mayor parte de los planes desarrollados se han realizado bajo el auspicio del Pacto de Alcaldes de la Unión Europea para el Clima y la Energía.

En relación a España, la investigación ha identificado que el 10,1 % de las 109 ciudades analizadas cuenta con un plan de mitigación autónomo, mientras que el 7,3 % de las ciudades cuentan con un plan de adaptación autónomo, y un 3,7 % de las mismas cuenta con un plan conjunto de adaptación y mitigación. Estos porcentajes aumentan de manera relevante si se observa el número de ciudades que ha desarrollado sus planes en el marco del Pacto de Alcaldes: el 58 % de las ciudades analizadas han desarrollado un Plan de Acción para la Energía Sostenible en ese contexto.

Según la UPM, han sido las valiosas conclusiones y la exhaustividad de este trabajo, los aspectos que han llevado al jurado, compuesto por representantes de la Universidad de Navarra (Tecnun) y de la Cátedra de Catástrofes de la Fundación AON España, a conceder por unanimidad el premio de Divulgación Científica José María Sarriegi 2019 a este trabajo de investigación.

Referencia bibliográfica:

"How are cities planning to respond to climate change? Assessment of local climate plans from 885 cities in the EU-28”. Journal of Cleaner Production. 191. 207-219. 10.1016/j.jclepro.2018.03.220.

Fuente:
Universidad Politécnica de madrid
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Una plataforma estudiará los factores ambientales asociados a la pandemia

Un equipo internacional de científicos, liderado por la Universidad de Granada, ha desarrollado la primera plataforma del mundo que integra información de la COVID-19 con la de factores ambientales y meteorológicos. Esta herramienta ayudará a entender el efecto que las variables ambientales, como la temperatura, la humedad o los niveles de contaminantes, pueden tener en la pandemia.

Alt de la imagen
Una diminuta cámara robótica permite ver como un insecto

Instalada a bordo de escarabajos vivos, protagonistas del #Cienciaalobestia, una cámara inalámbrica y ultraligera permite capturar imágenes en primera persona del mundo de los insectos a muy pequeña escala. Esta tecnología, que logra grabar durante dos horas de forma continua, se podría aplicar para ampliar la visión en el campo de la navegación y la comunicación.