Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Gigantes gaseosos en las noches de agosto

Durante la primera quincena de este mes se puede observar durante toda la noche a Saturno, que este 2 de agosto está en oposición respecto al Sol, y a Júpiter, saliendo por el este al anochecer y poniéndose por el oeste al amanecer.

Saturno y Júpiter se podrán observar durante la primera quincena de agosto. / @RObsMadrid

Cuando desde la Tierra vemos un planeta en sentido diametralmente opuesto a donde se sitúa el Sol se dice que este planeta está en oposición, y es visible durante toda la noche. En el caso de Saturno, ocurre cada 378 días y este año la fecha de este fenómeno es el 2 de agosto, uno de los eventos astronómicos del verano.

En los anocheceres de la primera quincena de agosto, Saturno y Júpiter saldrán por el este y brillarán en el cielo toda la noche

La oposición de Saturno facilita su observación (por estar más cerca de nuestro planeta), así como la de sus anillos y lunas (como Titán, Tethys o Dione) utilizando pequeños telescopios.

Pero este y otro gigante gaseoso se podrán disfrutar durante las próximas noches de agosto mirando hacia las constelaciones de Capricornio y Acuario: “En los anocheceres, Júpiter y Saturno saldrán por el este y brillarán en el cielo toda la noche”, explican los astrónomos del Real Observatorio Nacional.

“Y si miras al amanecer durante las próximas dos semanas –añaden–, verás a Júpiter y Saturno ponerse por el oeste mientras que las constelaciones Orión y Géminis salen por el este. Por el oeste, el aún más brillante Venus seguirá subiendo sobre el horizonte”.

Los planetas no se suelen ver como en las espectaculares imágenes que conocemos de ellos, sino como potentes puntos brillantes en el cielo, pero siempre son un foco de atracción para los aficionados a la astronomía.

Durante estos días también se empiezan a ver algunas perseidas, pero el máximo de esta famosa lluvia de estrellas fugaces ocurrirá hacia el 12 de agosto. 2021 será un año excelente para observarlas porque sucederán pocos días después de la luna nueva (8 de agosto).

Fuente:
SINC
Derechos: Creative Commons.
Artículos relacionados
La meseta del Tíbet se une al club de los mejores lugares de la Tierra para la observación astronómica

Astrónomos de China han comprobado que las montañas tibetanas que rodean Lenghu, una ciudad al oeste del país, presenta unas condiciones ideales para instalar telescopios de última generación. La calidad de su cielo es comparable a la de otros lugares de referencia como las cumbres de Hawái (EE UU), el desierto de Atacama (Chile) o la isla de La Palma en España.

Uchuu, la simulación más exacta y completa del universo

Una nueva creación virtual ofrece de forma gratuita la posibilidad de avanzar y retroceder en la historia del universo, permitiendo así estudiar su evolución y plantear escenarios concretos, como la colisión pasada de agujeros negros. El avance, en el que participa el CSIC y el Centro de Supercomputación de Galicia, se ha logrado con el superordenador japonés ATERUI II, el más potente del mundo.