Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Los estudiantes de Barcelona se exponen a altos niveles de contaminación de camino a la escuela

Investigadores del CREAL han descubierto que los niveles de contaminación del aire son dos veces superiores durante los viajes a la escuela de los estudiantes (2,8 mg/m3) que en su casa (1,3 mg/m3). Asimismo, los niveles en la escuela fueron ligeramente más altos que en casa (1,3 mg/m3) en la ciudad de Barcelona.

La contaminación del aire es responsable de 450.000 muertes prematuras cada año en la Unión Europea. / CREAL

Gracias al uso de una nueva aplicación para smartphones y un sensor de contaminación del aire, científicos del Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental (CREAL) han descubierto que los niveles de contaminación del aire fueron dos veces superiores durante los viajes a la escuela (2,8 mg/m3) que en casa (1,3 mg/m3) para los estudiantes de la ciudad de Barcelona. Asimismo, su estudio revela que los niveles en la escuela fueron ligeramente más altos que en casa (1,3 mg/m3).

Mark Nieuwenhuijsen, jefe del programa de contaminación atmosférica del CREAL, centro aliado ISGlobal, y autor principal del artículo, explica que ''por primera vez hemos utilizado una innovadora aplicación para teléfonos inteligentes (por ahora solo utilizada en investigación, pero en el futuro al alcance todo el mundo) y sensores tecnológicos para medir simultáneamente la localización geográfica, la actividad física y la contaminación del aire en niños. Los resultados muestran que los niveles de contaminación del aire son muy variables durante el día''.

Nieuwenhuijsen añade que “cuando los niños están más cerca de los coches durante los viajes a la escuela sus niveles de exposición a la contaminación del aire aumentan significativamente. También cuando están en la escuela durante el día sus exposiciones son más elevadas que cuando están en casa, probablemente porque hay más coches por las zonas escolares durante el día que por la tarde noche en casa”.

Los investigadores concluyen que los niños reciben el 46% de su contaminación del aire en el hogar, el 32% en la escuela, el 13% durante sus viajes a la escuela y el 8% en otros lugares.

Los niños reciben el 46% de su contaminación del aire en el hogar, el 32% en la escuela, el 13% durante sus viajes a la escuela y el 8% en otros lugares

29 escuelas de Barcelona

Toda esta información se ha obtenido al monitorizar durante dos días laborables a cada niño entre 2012 y 2013: 54 niños en edad escolar (7-11 años) de 29 escuelas diferentes de Barcelona (incluidas en el proyecto BREATHE) recibieron un smartphone con el software llamado CalFit para obtener información sobre su ubicación y nivel de actividad física, y un pequeño sensor de contaminación para medir los niveles de carbono negro simultánea y continuamente. Los niveles de carbono negro son un buen indicador de la contaminación del aire, en particular, para el aire procedente de los coches diesel.

El trabajo se complementa con un estudio anterior donde Nieuwenhuijsen y su equipo midieron una serie de exposiciones ambientales incluyendo la contaminación del aire, el ruido, la radiación UV, la temperatura, los espacios verdes, la localización y resultados de las actividades y la salud física como la presión arterial, la frecuencia cardiaca y la función pulmonar e información sobre las zonas verdes y el estado emocional/estado de ánimo.

Nieuwenhuijsen apunta que “los smartphones y la tecnología se están desarrollando rápidamente y ello contribuye a facilitar que las personas lleven consigo una serie de sensores para medir sus parámetros de medio ambiente y salud. Esto podría ser utilizado para la prevención de enfermedades. La gente puede ver donde hay focos de contaminación del aire y evitarlos si lo desea”.

Usted puede participar en esta investigación

La contaminación del aire es responsable de 450.000 muertes prematuras cada año en la Unión Europea y, por esta razón, los investigadores están centrando sus esfuerzos en esta investigación. Actualmente, las personas que viven o trabajan en Barcelona que estén interesados en conocer su estado de movilidad, la contaminación del aire y la salud utilizando las nuevas tecnologías de internet, ahora tienen la posibilidad de participar en nuevos proyectos en el CREAL.

CITISENSE es un proyecto europeo importante para desarrollar e implementar sensores de contaminación del aire y la movilidad por la ciudad así como para las personas que se desplazan por la ciudad para tener una mejor comprensión de la contaminación del aire en Barcelona y otras ciudades europeas. PASTA es un estudio europeo para mejorar la movilidad y la salud en la ciudad y cualquiera puede inscribirse ahora para participar y proporcionar y obtener nueva información sobre cómo la movilidad puede afectar su salud.

Referencias bibliográficas:

Mark J Nieuwenhuijsen , David Donaire-Gonzalez , Ioar Rivas , Montserrat de Castro, Marta Cirach, Gerard Hoek, Edmund Seto, Michael Jerrett , Jordi Sunyer. VARIABILITY IN AND AGREEMENT BETWEEN MODELLED AND PERSONAL CONTINUOUSLY MEASURED BLACK CARBON LEVELS USING NOVEL SMARTPHONE AND SENSOR TECHNOLOGIES. EST Environ Sci Technol. 2015 Jan 26

Nieuwenhuijsen MJ, Donaire-Gonzalez D, Foraster M, Martinez D and Cisneros A. Using Personal Sensors to Assess the Exposome and Acute Health Effect. Int. J. Environ. Res. Public Health 2014; 11: 7805-7819. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4143834/pdf/ijerph-11-07805.pdf

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Europa estudia el uso de la vacuna contra la covid-19 de Pfizer en niños de 5 a 11 años

La Agencia Europea del Medicamento ha anunciado hoy el inicio del proceso de evaluación para ampliar el uso de la vacuna de las firmas  BioNTech/Pfizer, Comirnaty, en menores de entre 5 y 11 años. Actualmente, se utiliza para prevenir la covid-19 a partir de los 12 años.

Amós García Rojas, presidente de la Asociación Española de Vacunología
“La EMA no recomienda la dosis de refuerzo, sino que regula su uso y deja la decisión en manos de cada país”

Amós García, recién nombrado representante español del Comité Permanente de la OMS para Europa, explica el anuncio de la Agencia Europea de Medicamentos: este órgano regulador solo ha comprobado que una tercera dosis de la vacuna de Pfizer se podría administrar en mayores de 18 años, pero la recomendación solo corresponde a las autoridades sanitarias.