Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Superan el binomio escasez-abundancia

Investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) han estudiado los precios de las materias primas con herramientas que van más allá del binomio escasez-abundancia, y han introducido aspectos relativos a la sostenibilidad. La producción histórica de minerales no ha agotado la existencia de estos recursos, sin embargo ha cambiado la naturaleza y la forma del stock global.

El entorno natural obliga a un gran cuidado en las operaciones mineras. En la imagen, la mina de talco en León. Foto: UPM.

El binomio escasez-abundancia ahora no es suficiente para explicar los precios de las materias primas minerales y se necesitan herramientas adicionales que caractericen de manera más global la nueva relación. En particular, el Grupo de Investigación de Recursos Minerales de la UPM introduce en este análisis* factores relacionados con la sostenibilidad.

Las preocupaciones por la futura escasez de los recursos naturales pueden ser debidas en gran parte a la mala interpretación y al uso indebido de las estimaciones sobre las reservas minerales. En opinión de los investigadores, a la hora de estudiar el precio de las materias primas, "resulta muy necesario valorar tanto las características físicas de los recursos como la viabilidad política y social de su extracción y comercialización".

El suministro de los minerales se inicia con la existencia física de los materiales, y, por supuesto, no puede ser mayor que su presencia en la corteza terrestre. La cantidad de minerales suministrada a la sociedad (oferta económica) es la que realmente es solicitada por la demanda y resulta regulada por el coste de producción que, a su vez, es influido por la realidad física, la tecnología aplicable en ese momento, las condiciones políticas y las preocupaciones sociales sobre el desarrollo de las comunidades afectadas y, cómo no, de sus repercusiones ambientales.

La escasez física no es el único problema

Estas razones, más allá de la escasez del propio material, sí que pueden limitar en un futuro muy próximo la existencia de recursos minerales aprovechables de manera razonable. De ahí que hoy exista un creciente entendimiento de que la escasez física no es la única cuestión, ni siquiera la más importante, a la hora de analizar el precio de las materias primas.

Sin embargo, el debate continúa, y existen muchos investigadores que optan por creer que la producción de sustancias minerales no puede satisfacer las aspiraciones materiales de una población mundial que crece rápidamente, en el marco de una sociedad en donde el consumo de algunos recursos sigue aumentando.

Uno de los pasos imprescindibles para fijar esta situación es la de investigar a fondo la verdadera escasez de los recursos que cumplan unos mínimos de lo que hoy se ha llamado razones de sostenibilidad, referidas tanto a las afecciones al entorno natural en donde se encuentran como al ritmo de agotamiento de los mismos, ya que no son renovables.

Para ello se estudian indicadores y herramientas de gestión de recursos, contemplando la energía empleada, la calidad de los mismos y otros factores, con el objetivo de obligar a los actores de estas operaciones industriales a invertir en la búsqueda de nuevos depósitos más ocultos (generalmente más profundos) y de mayor calidad ambiental (ligados muchas veces a su riqueza espacial).

Rara vez se han estudiado y menos se han propuesto posturas concretas sobre la integración de la minería española en las preocupaciones del desarrollo del aprovechamiento de los recursos no renovables a escala del Planeta. Tampoco está interiorizada la preocupación por la sostenibilidad a la hora de tratar la escasez de los recursos a nivel mundial. En este tema se deben adoptar posturas responsables con los recursos mundiales que contemplen tanto el consumo de minerales procedentes de otros países como sus garantías ambientales, su responsabilidad social, ambiental y de uso. Éstas son algunas de las líneas que estudia el Grupo de Recursos de la UPM.

------------------------

Referencia bibliográfica:

* Espi, JA; Moreno, SA;"The scarcity-abundance relationship of mineral resources introducing some sustaintable aspects"; Dyna-COlombia 77 (161): 21-29 Sp. Iss. SI marzo de 2010.

Fuente: Universidad Politécnica de Madrid
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Lanzado un nuevo Sentinel para vigilar la subida del nivel del mar
SINC

Este sábado se ha puesto en órbita el satélite Sentinel-6A Michael Freilich tras despegar desde EE UU a bordo de un cohete de SpaceX. Su potente altímetro radar ofrecerá mediciones sobre el ascenso de los océanos, un problema global que amenaza el modo de vida de los millones de personas que viven en las costas.

Hallan en Teruel los pelos de mamífero más antiguos conservados en ámbar

Plumas de dinosaurio y pelos de mamífero del Cretácico de Teruel aportan nuevas claves sobre la conservación de restos de vertebrados en ámbar.