BIOMEDICINA Y SALUD: Ciencias clínicas

El incremento de la densidad mamográfica aumenta el riesgo de cáncer de mama

  • Facebook
  • Delicious
  • Meneame
  • Arroba

Las mujeres con una densidad igual o mayor al 75% en una mamografía tienen de cuatro a cinco veces más de riesgo de cáncer de mama que las mujeres con una densidad inferior o nula. Así lo indica un nuevo estudio, hecho público en la 101ª reunión anual de la Asociación Americana para la Investigación del Cáncer, que define la densidad mamográfica como uno de los biomarcadores más importantes para este tipo de cáncer.

Más información sobre:
densidad
mamografía
cáncer
mama
mamaria

SINC | 21 abril 2010 14:06

<p>Los cambios temporales de la densidad mamaria se asocian con el riesgo de cáncer de mama. Foto: WJSO.</p>

Los cambios temporales de la densidad mamaria se asocian con el riesgo de cáncer de mama. Foto: WJSO.

Los investigadores más prestigiosos en la investigación del cáncer han presentado, durante la 101ª reunión anual de 2010 de la Asociación Americana para la Investigación del Cáncer (AACR, por sus siglas en inglés) que ha celebrado del 17 al 21 de abril en Washington (EE UU), sus últimos trabajos sobre la densidad mamográfica y el riesgo de cáncer de mama.

"La elevada densidad mamaria se asocia con un mayor riesgo a padecer cáncer de mama y además, la hipótesis de que bajo ciertas condiciones, una disminución de la densidad de la mama puede estar asociada con una reducción del riesgo a padecer este tipo de cáncer", explica Carol J. Fabian, director del Centro para la Prevención de Cáncer de Mama del centro médico de la Universidad de Kansas (EE UU).

La densidad mamográfica se refiere a la cantidad de zonas radiopacas o de color blanco, en comparación con las áreas radiolúcidas o de color gris que aparecen en una mamografía. El área radiopaca es un reflejo de la cantidad de epitelio ductal y lobulillar, de tejido conectivo y de líquido que existe en la mama. El área radiolúcida es un reflejo de la cantidad de grasa presente en la mama.

“La comunidad científica del cáncer siempre está buscando nuevos métodos que definan mejor el riesgo a corto plazo. Los biomarcadores de riesgo modificables, como la densidad mamográfica, se utilizan cada vez más en ensayos clínicos de prevención en fase temprana para ayudarnos a decidir qué estrategias deben llevarse a cabo”, apunta Fabian.

Menor densidad, menor riesgo

Uno de los estudios principales mostrados en la reunión revela que las mujeres que han experimentado una reducción de la densidad mamaria en un periodo de seis años pueden presentar un menor riesgo a desarrollar cáncer de mama, en comparación con aquéllas cuya densidad se mantuvo estable.

“La disminución de la densidad mamaria parece estar asociada con un riesgo menor de cáncer de mama y, más importante, este resultado tiene en cuenta la densidad mamaria basal, así como las variaciones en el IMC que se produjeron entre las valoraciones mamográficas", subraya Celine M. Vachon, investigadora principal del trabajo y profesora en la Facultad de Medicina de la Clínica Mayo de Rochester (EE UU).

Vachon y sus colegas evaluaron si los cambios temporales en la densidad mamaria se asocian con el riesgo de cáncer de mama utilizando los datos recopilados, como parte del Estudio Sanitario Mamográfico de la Clínica Mayo, que incluyó 19.924 mujeres que se habían realizado una mamografía entre 2003 y 2006. Las participantes, de más de 35 años de edad, nunca habían tenido cáncer de mama.

La densidad mamaria se obtuvo de la primera mamografía disponible en la historia clínica y de la mamografía que se obtuvo en el momento de la participación en el estudio mediante BI-RADS (Breast Imaging Report and Database System). Los resultados mostraron que los casos de cáncer tenían menos probabilidades de haber experimentado una reducción de densidad después de su primera mamografía.

"Las mujeres que experimentaron una reducción de al menos una categoría de densidad presentaban una disminución del 28% del riesgo de cáncer de mama en comparación con aquellas cuya densidad se mantuvo sin cambios. Y al contrario, las mujeres que aumentaron una o más categorías de BI-RADS sugerían un incremento del riesgo", concluye la autora.

Zona geográfica: Norteamérica
Fuente: SINC

Comentarios

QUEREMOS SABER TU OPINIÓN

Por favor, ten en cuenta que SINC no es un consultorio de salud. Para este tipo de consejos, acude a un servicio médico.

AGENCIA SINC EN TWITTER