Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Hacer ejercicio en el agua puede beneficiar a los pacientes de fibromialgia

Un estudio publicado hoy en la revista Arthritis Research & Therapy, sugiere que la práctica de terapia física de manera regular en una piscina de agua caliente puede paliar las dolencias que genera la fibromialgia y mejorar la calidad de vida de los pacientes.

La fibromialgia es una enfermedad que se caracteriza por dolor muscular generalizado y fatiga, acompañado a menudo de rigidez, sueño no reparador y ansiedad. Estos síntomas reducen la calidad de vida de los pacientes y aumentan el uso del sistema sanitario. Entre un 2 y un 4% de la población de cualquier país es afectada por la enferemedad. De ellos, el 90% son mujeres.

Además del tratamiento farmacológico (basado en analgésicos y una baja dosis de antidepresivos en muchos casos), los médicos también prescriben ejercicio físico de bajo impacto mecánico. Ahora, investigadores de la Universidad de Extremadura y de la Universidad de Évora (Portugal) han llevado a cabo un ensayo aleatorio en un grupo de 33 mujeres para encontrar un tratamiento alternativo.

Mejor calidad de vida

La muestra se distribuyó en dos grupos: 17 de las pacientes realizaron un programa de ejercicio en piscinas de agua caliente durante ocho meses, con tres sesiones de 60 minutos por semana, mientras que el resto no practicó ninguna actividad física.

Narcís Gusi y Pablo Tomás-Carus, autores de la investigación, encontraron que el programa de ejercicio en el medio acuático fue efectivo en la reducción de los síntomas de la fibromialgia y que mejoró la calidad de vida de las participantes, resultados que confirmaron el trabajo publicado en la revista Medicine & Science in Sports & Exercise en julio de 2007.

En estudios anteriores, los investigadores ya demostraron que el entrenamiento a corto plazo reducía los síntomas de esta enfermedad, pero que el dolor regresaba una vez que los pacientes dejaban de practicar la actividad física.

“Si además del tratamiento normal para la fibromialgia en mujeres, se añade un programa de actividad acuática a largo plazo, los costes sociales y sanitarios se verán reducidos”, explicaron los dos autores, ya que “la realización de ejercicios acuáticos apropiados supone una inversión en materia de salud”.

La investigación, continuación de dos trabajos que ambos investigadores publicaron en 2006 y 2007, compara el entrenamiento físico en el agua con otro tipo de actividades más accesibles y baratas, como el aeróbic de bajo impacto, caminar, el yoga o el tai-chi.

----

Referencia bibliográfica:

N. Gusi, P. Tomas-Caru, “Coste y utilidad de un entrenamiento acuático de 8 meses en mujeres con fibromialgia: un ensayo aleatorio”. Arthritis Research & Therapy (2008)

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Esta investigadora ha logrado casi dos millones de euros para estudiar el lenguaje

Clara Martín, del centro de investigación vasco BCBL, acaba de conseguir 1,9 millones de euros de la Comisión Europea para llevar a cabo un estudio sobre ortografía y bilingüismo. Su trabajo tiene implicaciones en el tratamiento de trastornos del lenguaje, como la dislexia, y en el aprendizaje de lenguas.

Alt de la imagen
Por qué algunos bebés son más vulnerables a la malaria en el primer año de vida
SINC

Un nuevo estudio en Burkina Faso ha detectado alteraciones en las defensas innatas de los recién nacidos expuestos a la malaria durante el embarazo. Los resultados podrían explicar por qué algunos bebés son más susceptibles que otros a desarrollar la enfermedad.