Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Las nuevas medidas del viaje de los neutrinos no superan la velocidad de la luz

La velocidad de los neutrinos que viajan desde el Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN, en la frontera franco-suiza) hasta el laboratorio de Gran Sasso, en Italia, no superan la velocidad de la luz. Así lo confirman las nuevas medidas del experimento ICARUS del laboratorio italiano, por lo que cada vez toma más fuerza que los datos facilitados por el experimento OPERA en septiembre pasado presentan algún "artefacto de medición".

Montaje de ICARUS en Gran Sasso. Imagen: Gran Sasso N.L./CPAN.

El experimento ICARUS, ubicado en el laboratorio italiano de Gran Sasso, informó el 16 de marzo de una nueva medida en el tiempo de vuelo de los neutrinos desde el Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN). La medida de ICARUS, conseguida el año pasado con un haz de impulsos cortos del CERN, indica que los neutrinos no superan la velocidad de la luz en su viaje entre los dos laboratorios. Esto está en desacuerdo con la medida inicial obtenida por el experimento OPERA en septiembre pasado.

“Esta evidencia empieza a señalar que el resultado de OPERA fue un artefacto de medición”, dijo el director de Investigación del CERN, Sergio Bertolucci, “pero es importante ser rigurosos, y por eso los experimentos de Gran Sasso BOREXINO, ICARUS, LVD y OPERA realizarán nuevas medidas en mayo con haces del CERN para darnos el veredicto final. Además, se están realizando test independientes en Gran Sasso para comparar los intervalos de partículas de rayos cósmicos entre los dos experimentos, OPERA y LVD. Sea cual sea el resultado, el experimento OPERA ha actuado con perfecta integridad científica al abrir su medición a un amplio escrutinio e invitar a mediciones independientes. Así es como funciona la ciencia”.

El experimento ICARUS tiene un sistema de medición del tiempo distinto de OPERA, y midió siete neutrinos en el haz enviado por el CERN el año pasado. Todos ellos llegaron en un tiempo consistente con la velocidad de la luz. El experimento ICARUS ha proporcionado una importante comprobación alternativa del resultado anómalo detectado por OPERA el año pasado”, dijo Carlo Rubbia, Premio Nobel y portavoz de ICARUS. “ICARUS mide que la velocidad de los neutrinos no es más rápida que la de la luz. Son medidas difíciles y delicadas de hacer, y subrayan la importancia del proceso científico.

La Time Projection Chamber (TPC) de argon líquido de ICARUS es un nuevo detector que permite una reconstrucción exacta de las interacciones de los neutrinos comparable a las anteriores cámaras de burbujas con todos los sistemas de adquisición electrónica. El pulso rápido asociado al centelleo (que producen los neutrinos al interaccionar) proporciona el tiempo preciso de cada evento, y ha sido aprovechado para la medición del tiempo de vuelo de los neutrinos. Esta técnica es reconocida en todo el mundo como la más apropiada para futuros detectores de neutrinos de gran volumen”.

Fuente: CPAN
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Una gota que se mueve botando sobre un fluido cumple una de las reglas fundamentales de la mecánica cuántica
SINC

Investigadores españoles han demostrado que el sistema de la gota caminante’ cumple una ecuación de cuantización que explica la aparición de niveles de energía de un sistema cuántico.

Marcus Chown, periodista científico, autor de ‘El instante mágico’
“Por qué el universo real tiene un gemelo matemático que lo imita en todos los sentidos sigue siendo un misterio”

Las predicciones matemáticas de fenómenos y objetos totalmente desconocidos a veces se hacen realidad y se observan por primera vez en el universo: nuevos planetas, agujeros negros, antimateria, neutrinos, ondas gravitacionales... El escritor y divulgador británico Marcus Chown relata en su última obra esos momentos ‘mágicos’ que cambiaron la historia de la ciencia y cómo los vivieron sus protagonistas.