Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Más datos sobre la reproducción del hongo que arruina los olivos

Concluye con éxito el proyecto VERTIGEN en el que han participado investigadores del ceiA3 en la Universidad de Córdoba y dos equipos estadounidenses de las Universidades de Cornell y del Estado de Pensilvania. Este trabajo ha constatado la evolución genética del hongo que causa una de las enfermedades más ruinosas del sector olivarero europeo.

Olivar afectado por verticilosis. / ceiA3.

La verticilosis es actualmente la enfermedad que más preocupación origina en el sector oleícola en España y otros países de la cuenca mediterránea por las pérdidas de cosecha y la mortalidad que causa en los olivares. Está causada por el hongo de suelo Verticillium dahliae y es objeto de investigación desde hace décadas por la dificultad que presenta su control.

La ineficacia de tratamientos fitosanitarios preventivos o en postinfección de la planta ha hecho que el sector vuelva su mirada a las acciones preventivas y a la utilización de variedades resistentes al hongo. Y en ese enfoque han encontrado el apoyo de la comunidad científica.

Una de las últimas y más innovadoras líneas de investigación es la que ha centrado el proyecto VERTIGEN, dirigido por el investigador del ceiA3 en la Universidad de Córdoba Rafael M. Jiménez Díaz y en el que han participado científicos de las Universidades de Cornell (NY) y Pennsylvania, financiado por el Plan Nacional del MINECO y cofinanciado por fondos FEDER de la UE.

Este proyecto ha puesto el foco en la biología reproductiva del hongo, que durante años se ha concebido estrictamente asexual y en consecuencia con escasa variabilidad y alta estabilidad en sus poblaciones.

Existe mucha más diversidad genética y patogénica que la que cabría esperar de la sola reproducción asexual del hongo

Sin embargo, un amplio muestreo realizado en diversas zona geográficas en el mundo ha revelado que existe mucha más diversidad genética y patogénica que la que cabría esperar de la sola reproducción asexual del hongo, incluyendo una estirpe defoliante altamente virulenta en olivo y algodón.

Concretamente, en VERTIGEN se han genotipado por secuenciación e identificado miles de poliformismos en un solo nucleótido en más de 300 ejemplares del hongo obtenidos de algodón, olivo y otros cultivos afectado en España, Grecia, Israel, Italia, Turquía, y Estados Unidos. Esa observación ha abierto nuevas interrogantes: ¿y si el hongo se reprodujese de forma sexual? ¿cabe esperar una evolución genética del hongo especialmente dañina incluso para las variedades más resistentes a la verticilosis?

Los resultados sobre las primeras hipótesis planteadas para dar respuesta a esas preguntas fueron presentados ayer en Córdoba a investigadores de la UCO y el Instituto de Agricultura Sostenible (CSIC) del ceiA3, en una conferencia por el Profesor Michael G. Milgroom y el director del equipo científico cordobés Prof. Rafael M. Jiménez Díaz.

Además, han sido compartidos con la comunidad investigadora en numerosos artículos científicos. Por ello, la investigación cooperativa de los equipos participantes continuará en los próximos años para abordar la utilidad práctica que subyace en los avances alcanzado, según explica el profesor Jiménez Díaz, que ya anuncia la solicitud de financiación en nuevas convocatorias nacionales e internacionales.

Referencias bibliográficas:

Jiménez-Gasco, M., Malcolm, G.M., Berbegal, M., Armengol, J., and Jiménez-Diaz, R.M. 2014. Complex molecular relationship between Vegetative Compatibility Groups in Verticillium dahliae: VCGs do not always align with clonal lineages. Phytopathology 104 (en prensa).

Jiménez–Díaz, R. M., Cirulli, M., Bubici, G., Jiménez-Gasco, M. M., Antoniou, P. P., and Tjamos, E. C. 2012. Verticillium wilt: A major threat to olive production. Current status and future prospects for its management. Plant Disease Feature Article 96: 304-329.

Jiménez Díaz, R.M. 2013. Integrated management of Verticillium wilt in olives. Keynote 6. 11th International Verticillium Symposium, Koopman, B. and von Tiedeman, A. (Eds.). ISBN: 978-3-941261-12-9. DPG-Verlag. Braunschweig, Alemania.

Milgroom, M. G., Jiménez-Gasco, M.M, Olivares-García, C., and Jiménez-Díaz, R.M. 2013. New insights on the phylogenetic relationships between strains of Verticillium dahliae. 11th International Verticillium Symposium, Koopman, B. and von Tiedeman, A. (Eds.). ISBN: 978-3-941261-12-9. DPG

Verlag. Braunschweig, Alemania.Jiménez-Díaz, R.M., Olivares-García, C., Landa, B.B., Jiménez-Gasco, M.M, and Navas-Cortés, J.A. 2011. Region-wide analysis of genetic diversity in Verticillium dahliae populations infecting olive in southern Spain and factors influencing the distribution and prevalence of vegetative compatibility groups and pathotypes. Phytopathology 101: 304-315.

Collado-Romero, M., Mercado-Blanco, J., Olivares-García, C., and Jiménez-Díaz, R.M. 2008. Phylogenetic analysis of Verticillium dahliae vegetative compatibility groups. Phytopathology 98: 1019-1028.

Fuente: ceiA3
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.

Artículos relacionados
Descubren cómo se forman los estigmas de las flores

Un grupo de investigadoras del Consejo Superior de Investigaciones Científicas ha descubierto el mecanismo genético por el cual se forma este órgano, esencial para el éxito reproductivo de las plantas con flores. El hallazgo podría favorecer el proceso de fertilización en cultivos, paliando la creciente falta de polinizadores naturales.

La producción de alimentos genera un tercio de las emisiones globales de gases de efecto invernadero

Un equipo internacional de científicos ha estimado en 17.318 millones de toneladas métricas de CO2 las emisiones anuales de todo el sector alimentario. La carne de vacuno, seguida de la leche de vaca y la carne de cerdo, son los alimentos de origen animal que más contribuyen.