Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Nuevos catalizadores con grafeno para obtener energía del hidrógeno

Investigadores de la Universidad Jaume I, en Castellón, han fabricado y patentado unos materiales, basados en el grafeno, que catalizan ciertas reacciones para obtener y almacenar hidrógeno, un gas del que se puede conseguir energía. Otra de las ventajas del nuevo catalizador es que tiene la capacidad de reciclarse hasta diez veces.

UCC+i Universitat Jaume I
26/8/2015 12:29 CEST
Uso del grafeno como soporte de compuestos organometálicos

Investigadores de la Universidad Jaume I han desarrollado materiales basados en grafeno que pueden catalizar reacciones para la conversión y almacenamiento de energía. La tecnología patentada por la UJI combina el grafeno y los compuestos organometálicos en un único material sin alterar las propiedades más interesantes del grafeno, tal como la conductividad eléctrica. La tecnología, desarrollada por el Grupo de Química Organometálica y Catálisis Homogénea (QOMCAT) de la UJI, es de gran interés para la industria energética y se enmarca en la denominada 'economía del hidrógeno'. Un modelo energético alternativo en el cual la energía se almacena como hidrógeno. En este sentido, los materiales patentados por la UJI permiten catalizar reacciones para la obtención del hidrógeno a partir de alcoholes y podrían servir, además, como sistemas de almacenamiento de este gas.

Miembros del Grupo de Química Organometálica y Catálisis Homogénea (QOMCAT) de la Universidad Jaume I (UJI) han desarrollado materiales con grafeno que pueden catalizar reacciones para la conversión y almacenamiento de energía. La tecnología, patentada por la UJI, combina el grafeno y los compuestos organometálicos en un único material sin alterar las propiedades más interesantes del grafeno, como la conductividad eléctrica.

La nueva metodología es de gran interés para la industria energética y se enmarca en la denominada 'economía del hidrógeno', un modelo energético alternativo en el cual la energía se almacena como hidrógeno.

Se trata de una tecnología novedosa al usar por primera vez el grafeno como soporte de compuestos organometálicos

En este sentido, los materiales patentados por la UJI permiten catalizar reacciones para la obtención del hidrógeno a partir de alcoholes y podrían servir, además, como sistemas de almacenamiento de este gas.

Se trata de una tecnología novedosa al utilizar por primera vez el grafeno como soporte de compuestos organometálicos. Estos materiales híbridos poseen propiedades catalíticas y son modulables y reciclables. De esta manera, el nuevo catalizador se puede reciclar hasta diez veces sin pérdida de actividad, una propiedad muy atractiva desde el punto de vista industrial.

Asimismo, el nuevo material se logra a partir de un sistema novedoso de obtención de materiales híbridos en un único paso. Un sistema fácil y asequible que permite que toda la tecnología que actualmente está basada en el grafeno pueda ser fácilmente reconvertida utilizando estos nuevos materiales. Así, los materiales patentados pueden utilizarse tanto en el desarrollo de catalizadores como también de baterías o en el almacenamiento de otro tipo de energías.

Fuente: UCC+i Universitat Jaume I
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
La Universidad de Oxford reanuda los ensayos de su vacuna contra la covid-19
SINC

Las pruebas de fase III que desarrolla la Universidad de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca se interrumpieron el pasado 6 de septiembre por la reacción adversa en uno de los voluntarios. Ahora, el Organismo Regulador de los Medicamentos y Productos Sanitarios de Reino Unido ha confirmado que es seguro continuar con el ensayo clínico.

Alt de la imagen
Paran el ensayo de la vacuna contra la covid-19 de Oxford por una posible reacción adversa en un participante

Las pruebas de fase III de una de las candidatas de vacuna más avanzadas han sido interrumpidas por la enfermedad de uno de los voluntarios. Expertos consultados por SINC confirman que es motivo para paralizar el ensayo hasta que se discrimine si la dolencia es debida a la vacuna, ya que deben primar la seguridad y transparencia.