Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Innovación

Un código de colores ‘made in Asturias’ enseña a pronunciar inglés

La firma Colour Trick, con sede en Gijón, está triunfando con su método para perfeccionar la pronunciación del inglés. Se trata de un código que asocia los 20 fonemas vocálicos de esta lengua con colores. “No un color al azar, sino uno que contiene el sonido que representa”, señala Rosa de la Concha, una de las fundadoras de la empresa y creadora del método, premiado por el British Council. La firma ha lanzado también una aplicación de su sistema para iPhone y iPad, ahora entre las más descargadas la Apple Store en su ámbito.

Colores para aprender inglés

La firma Colour Trick, con sede en Gijón, está triunfando con su método para perfeccionar la pronunciación del inglés. Se trata de un código que asocia los 20 fonemas vocálicos de esta lengua con colores. “No un color al azar, sino uno que contenga el sonido que representa”, señala Rosa de la Concha, una de las fundadoras de la empresa y creadora del método, premiado por el British Council. La firma ha lanzado también una aplicación de su sistema para iPhone y iPad, ahora entre las más descargadas la Apple Store en su ámbito.

“Una mala pronunciación en inglés te puede poner en un aprieto. A los españoles nos cuesta diferenciar entre vocales largas y cortas del inglés y tendemos a pronunciar de la misma forma palabras con significados muy diferentes, por ejemplo, sheet (sábana, pronunciada con i larga) y shit (mierda, i corta)”, explica a SINC Rosa de la Concha, filóloga, profesora y cofundadora de la empresa Colour Trick.

En español existen cinco vocales que se corresponden con cinco sonidos, en cambio en inglés para esas mismas letras existen 12 fonemas y ocho diptongos y aquí es donde surgen un montón de dudas, dice de la Concha. “Un día, dando clase a mis alumnos, intentando explicarles la relación entre la letra y el sonido que tiene el inglés, se me ocurrió el método de asociar los sonidos a colores. Pero no se trata de un color al azar, sino uno que contiene el sonido que le representa. Así, por ejemplo, sheet es una palabra verde porque se pronuncia como green, con una i larga; en cambio, shit es rosa porque es un sonido de i corta, como pink”.

La idea resultó un éxito, “tanto los niños como los adultos lo entendieron rápidamente”. Por ello, de la Concha y su socia, la diseñadora gráfica Ana Bustillo, ambas de Gijón, decidieron plasmar el método en un libro titulado El color de las palabras, un diccionario con el código de color desarrollado por esta profesora, que contiene 1.300 palabras organizadas con 20 colores para los 20 fonemas vocálicos del inglés, y un CD que explica el método y donde se puede escuchar la pronunciación de cada palabra.

El libro ‘El color de las palabras’ escrito, editado y publicado por las emprendedoras asturianas, ha sido premiado por el British Council

El libro El color de las palabras, escrito, editado y publicado por estas emprendedoras, obtuvo el premio Eltons del British Council, en la categoría de innovación local, en su edición de 2012. La empresa asturiana quedó por delante de firmas tan prestigiosas como Oxford University Press y The Markoni’s Language Centre.

Gracias a este premio, el libro tiene el sello de garantía del British Council, una institución con más de 800 años de vida y una extensa labor en la difusión de la lengua inglesa. En su valoración, los jueces que eligieron el método de Colour Trick dijeron que se trataba de un trabajo “muy innovador, práctico, bien desarrollado, fácil de seguir” y que era “un recurso de valor incalculable en la enseñanza del inglés”.

Según Rosa de la Concha, el libro se comercializa a través de su web, en Amazon y en algunas librerías repartidas por España.

En Silicon Valley y en Cambridge

Colour Trick fue también elegida como una de las ganadoras de la última edición del Premio Emprendedores XXI de La Caixa. Este galardón permitió a de la Concha y Bustillo presentar su negocio en foros de Silicon Valley en la Universidad de Cambridge “con muy buena acogida”, señalan las emprendedoras.

La empresa también ha desarrollado una aplicación para iPhone y iPad, en colaboración con la firma gijonesa Black Bot, que, según de la Concha, fue a comienzos de este mes la más descargada en la sección de educación de la Apple Store.

“Nuestra app está entre las destacadas de la tienda de Apple en educación y eso nos está dando mucha visibilidad. Las descargas se están multiplicando por diez, tanto en España como en países como Estados Unidos, Perú y Argentina.

Entre los planes de la empresa, está la traducción al alemán de su aplicación y el desarrollo de una versión de su método para niños. “Aún estamos valorando si primero la lanzamos en papel o como aplicación de telefonía móvil. La adaptación será muy visual, con un personaje que presentará cada uno de los colores y fonemas. Las academias y centros de enseñanza están mostrando mucho interés por este proyecto, concluye Rosa de la Concha.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Nuevos test de anticuerpos detectan la inmunidad frente a la COVID-19 con una fiabilidad superior al 98 %

Un equipo del Consejo Superior de Investigaciones Científicas ha desarrollado nuevos test serológicos de alta fiabilidad. Son capaces de detectar anticuerpos y permiten saber si un individuo ha estado en contacto con el SARS-CoV-2 y si su sistema inmunitario ha reaccionado. 

Alt de la imagen
Una de las vacunas experimentales chinas contra la COVID-19 se probará en militares

Los miembros del ejército chino recibirán las primeras dosis de uno de los principales candidatos de vacuna contra el SARS-CoV-2. Esta vacuna está siendo desarrollada por la firma CanSino Biologics, en colaboración con la Academia de Ciencias Militares. La decisión se produce después de que los primeros ensayos clínicos “probaran su seguridad y mostraran cierta eficacia”, según ha señalado la empresa en un comunicado.