Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Resultados publicados en el 'Journal of Evaluation in Clinical Practice'

Un programa informático calcula el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular

Facilitar el conocimiento del cálculo de riesgo supone un importante apoyo para la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular, con la consiguiente repercusión en la reducción del gasto sanitario. Por ello, investigadores de la Universidad de Granada (UGR) han creado un programa informático que evalúa dicho riesgo.

La obesidad es uno de los factores más importantes a la hora de desarrollar una enfermedad cardiovascular. Imagen: N. Murat Bynd
Un programa informático calcula el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular. Foto: N. Murat Bynd

Facilitar el conocimiento del cálculo de riesgo supone un importante apoyo para la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular, con la consiguiente repercusión en la reducción del gasto sanitario. Por ello, investigadores de la Universidad de Granada (UGR) han creado un programa informático que evalúa dicho riesgo.

Científicos de la UGR han desarrollado un nuevo programa informático que permite calcular con precisión el riesgo que tiene una persona de sufrir una enfermedad cardiovascular.

Al mismo tiempo, este software permite analizar el riesgo de forma masiva, es decir, en un colectivo de sujetos completo. No en vano, la muestra que los investigadores han empleado para este trabajo estaba formada por más de 3.000 pacientes.

Facilitar el conocimiento del cálculo de riesgo con las diferentes ecuaciones disponibles de forma simultánea, en amplios grupos de sujetos, supone un apoyo importante para el cribado y prevención de la enfermedad cardiovascular, con la consiguiente repercusión en la reducción del gasto sanitario a corto y largo plazo.

“Durante la última década, hemos asistido a un importante cambio en la orientación de las actividades de prevención cardiovascular, pasando de intervenciones aisladas sobre los factores de riesgo modificables a un modelo integrado de estrategias de intervención basado en la cuantificación previa y estratificación del riesgo de enfermedad cardiovascular”, apuntan los autores.

Una de las circunstancias que han permitido este giro es la disponibilidad creciente de herramientas capaces de cuantificar, o al menos estratificar, el riesgo de presentar un episodio cardiovascular a partir de algunas características individuales de fácil determinación, los denominados factores de riesgo. Y es precisamente aquí donde se enmarca el trabajo de los investigadores de la UGR, publicado en el último número de la revista Journal of Evaluation in Clinical Practice.

En el ámbito de los estudios epidemiológicos sobre predicción de riesgo cardiovascular, investigaciones previas llevadas a cabo en EE UU habían desarrollado modelos matemáticos que pretendían estimar la probabilidad de presentar un episodio en un futuro próximo dependiendo de la exposición, o no, a determinados factores de riesgo. Los científicos granadinos han aplicado este modelo a la población española objeto de su estudio.

Así, los investigadores analizaron comparativamente el comportamiento de las diferentes ecuaciones disponibles en un grupo de pacientes considerados de riesgo, constituido por enfermos derivados desde Atención Primaria a una consulta especializada de Endocrinología de la zona norte de Granada capital. Se trataba de una población de riesgo por presentar obesidad, hipertensión, diabetes y alteraciones en el perfil lipídico.

Las enfermedades cardiovasculares afectan, de manera creciente, a poblaciones en edad de trabajar, y contribuyen desproporcionadamente a la pérdida de años potenciales de vida saludable y de productividad laboral.

Referencia bibliográfica:

Jesús María Ramírez Rodrigo, José Antonio Moreno Vázquez, Alberto Ruiz Villaverde, María de los Ángeles Sánchez Caravaca, Martín López de la Torre Casares y Carmen Villaverde Gutiérrez. Journal of Evaluation in Clinical Practice, 2012.

Fuente: UGR
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.

Artículos relacionados
Científicos españoles aclaran el papel de las mutaciones del oncogén más común en humanos

Investigadores del CNIO han analizado la función de las distintas formas del oncogén KRAS, que intervienen en la cuarta parte de los tumores humanos. Su trabajo, publicado en la revista PNAS, da nuevas pistas para la búsqueda de fármacos efectivos contra este gen anormal.

‘Vacunas’ de Peter C. Gøtzsche: el invento que tantas vidas salva necesita una mayor transparencia

El investigador danés analiza en Vacunas: Verdades, mentiras y controversia la historia de varias de ellas —sarampión, gripe y VPH— para criticar las posturas antivacunas pero también las que considera fundamentalistas. Por el camino, defiende la necesidad de mejorar la investigación de unos fármacos con enormes intereses económicos detrás.