Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Una ‘app’ detecta estados emocionales según la postura corporal

La forma que tenemos de sentarnos, mover la cabeza o gesticular con las manos transmite mucha más información de la que aparentemente se piensa, incluido cómo nos sentimos. Un equipo de investigadores ha desarrollado una aplicación para dispositivos electrónicos –Emopose– para ayudar a los usuarios a ser más conscientes de sus emociones, así como a profesionales para atender las necesidades psicológicas de pacientes oncológicos, por ejemplo.

EmoPose detecta estados emocionales a partir de posturas corporales. / Laurel F

Detectar el estado emocional de un individuo a partir de la representación que este hace de su postura corporal es posible a través de la app EmoPose, diseñada por un equipo de investigación en el que participa la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

La herramienta, descrita en la revista Experts Systems with Aplications, clasifica las posturas corporales (diseñadas en 3D por el usuario) en las seis emociones básicas Ekman (enfado, asco, miedo, felicidad, tristeza y sorpresa) y en el estado neutral.

EmoPose funciona a través de un avatar sobre el que el usuario puede, de forma fácil e intuitiva, manipular sus pies, cabeza, rodillas, codos, incluso, la mirada

“La finalidad es que el usuario sea más consciente de sus posturas, sus emociones y la relación entre estas, para poder mejorar ambas. Algunos estudios revelan que adquirir ciertas posturas puede ayudar a reparar ciertas emociones y viceversa”, describe Iván García-Magariño, investigador del Grupo de Investigación en Aplicaciones Sociales e Interdisciplinares basadas en Agentes (GRASIA) de la UCM y autor principal del estudio.

EmoPose funciona a través de un avatar sobre el que el usuario puede, de forma fácil e intuitiva, manipular sus pies, cabeza, rodillas, codos, incluso, la mirada. La app permite centrarse en las posturas de las manos, “cuyo grado de relación con las emociones ha demostrado ser alto”, para configurar diferentes aperturas (puños, manos abiertas o relajadas en una posición intermedia).

“Cuando el usuario termina de representar la postura corporal, la herramienta estima qué emoción probablemente esté teniendo el usuario según su postura. El individuo puede confirmar si es cierto o no para darle retroalimentación a la herramienta”, añade el informático de la UCM.

El investigador resalta la importancia del estado emocional en la vida personal y laboral de los seres humanos. Además, adelanta una nueva aplicación sobre la que EmoPose podría actuar y que forma parte de una propuesta de proyecto europeo con esta app: el tratamiento psicológico de pacientes sometidos a tratamientos oncológicos.

“En esta línea, herramientas como EmoPose y su posible mejora futura con detección automática de posturas podrían ser una pieza clave en el seguimiento de los supervivientes para que médicos, psicólogos y familiares atiendan de manera temprana sus necesidades y así contribuir a mejorar la calidad de vida de este colectivo”, concluye García- Magariño.

Referencia bibliográfica:

García-Magariño, I., Cerezo, E., Plaza, I., & Chittaro, L. (2019). “A mobile application to report and detect 3D body emotional poses”. Expert Systems with Applications, 122, 207-216.

Fuente: Universidad Complutense de Madrid
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.

Artículos relacionados
Nueva nanotecnología para convertir luz infrarroja en visible

Dos grupos independientes de científicos, con participación de la Universidad Politécnica de Valencia en ambos, han diseñado nanoantenas capaces de detectar la luz infrarroja invisible y convertirla en visible. El avance abre la puerta a nuevos sistemas de vigilancia ambiental y observación del universo.

Nuevo microscopio cuántico para muestras fotosensibles

Investigadores del ICFO y otros centros internacionales han fabricado un microscopio que utiliza luz cuántica, con entrelazamiento de fotones, para obtener mejores imágenes de muestras demasiado sensibles a la luz habitual. La técnica se ha probado con éxito para observar proteínas.