Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Los estudios se publican en 'BMC Infectious Diseases' y 'Clinical and Vaccine Inmunology'

Científicos españoles descubren cómo controlar el avance del Chagas

Un equipo de investigadores españoles ha detectado biomarcadores que muestran la evolución y permiten diseñar el mejor tratamiento durante las primeras fases de la enfermedad de Chagas. Esta infección, que afecta a 10 millones de personas en el mundo y a 30.000 en España, puede cursar hasta 30 años sin síntomas evidentes.

Forma esférica del agente infeccioso que provoca la enfermedad de Chagas dentro de la célula a la que está infectando. Imagen: RICET.

Más de 25 millones de personas viven bajo el riesgo de sufrir el mal de Chagas, una enfermedad parasitaria tropical causada por el protozoo Trypanosoma cruzi, que se transmite a través de una chinche, la vinchuca. La infección avanza de manera silenciosa, lo que complica el seguimiento de su evolución.

Ahora, investigadores de la Red de Investigación Cooperativa en Enfermedades Tropicales (RICET) han descubierto biomarcadores que permiten conocer y controlar el avance del agente infeccioso y la eficacia del tratamiento.

“Hasta ahora se desconocía cómo afectaba a los tejidos el agente infeccioso durante la fase crónica asintomática de la enfermedad, la conveniencia de tratar a un paciente, si el tratamiento resultaba eficaz o si el paciente tomaba la medicación”, destaca Agustín Benito Llanes, investigador del Instituto de Salud Carlos III.

La infección de la vinchuca se puede curar si empieza a tratarse al poco tiempo de producirse. Los biomarcadores recién descubiertos, que han sido recogidos en las revistas BMC Infectious Diseases y Clinical and Vaccine Inmunology, detectan si la persona enferma toma o no el medicamento, y si está en vía de curación. Además, pueden destapar posibles recaídas de la enfermedad.

También hay Chagas en España

El Chagas es endémico en el continente americano y afecta sobre todo a países empobrecidos, pero en España hay más de 30.000 casos. En todo el mundo, más de 10 millones de personas padecen la enfermedad y aproximadamente 10.000 mueren al año por esta causa.

Los avances que proporcionan los nuevos biomarcadores pueden aplicarse fácilmente. Basta con determinar, a través de una serología, el nivel de anticuerpos del suero de los pacientes. Pero para ello será necesaria la participación de una empresa dispuesta a desarrollar el kit de medición y a distribuirlo por todo el sistema sanitario español.

Más de 10 millones de personas en el mundo padecen la enfermedad de Chagas

La implantación de este sistema permitiría disminuir enormemente los casos de personas con alteraciones en los tejidos, y por tanto con hospitalización y elevados costes sanitarios. También se podría identificar a quien se debe tratar o no y con ello hacer un tratamiento mucho más selectivo que el actual.

Además, se frenaría la actual expansión de la enfermedad de Chagas en España y su aplicación se extendería a países donde no existe transmisión por los vectores. Igualmente se prevendrían los casos de transmisión madre-hijo.

Una enfermedad desatendida

El mal de Chagas se encuentra en la lista de las enfermedades desatendidas de la Organización Mundial de la Salud (OMS). En 1998, la OMS declaró como objetivo para la eliminación de la transmisión de Chagas el año 2010. “Esto no se ha producido, entre otras cosas, por una falta de inversión económica. Es necesario invertir en I+D no solo en los países endémicos, sino también en España”, declara Benito.

Referencias bibliográficas:

Fernández-Villegas A, Pinazo MJ, Marañón C, Thomas MC, Posada E, Carrilero B, Segovia M, Gascon J, López MC. 2011. “Short-term follow-up of chagasic patients after benznidazole treatment using multiple serological markers”. BMC Infectious Diseases. 31:11:206. PMID: 21801456.

Thomas MC, Fernández-Villegas A, Carrilero B, Marañón C, Saura D, Noya O, Segovia M, Alarcón de Noya B, Alonso C, López MC. 2011. “Characterization of an immunodominat antigenic epitope from Trypanosoma cruzi as a biomarker of chronic Chagas disease pathology”. Clinical and Vaccine Inmunology. 7 de Diciembre de 2011. c 7. PMID: 22155766.

El estudio lo han elaborado investigadores de la Red de Investigación Cooperativa en Enfermedades Tropicales (RICET). Han intervenido además la Unidad Regional de Medicina Tropical, el Hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia, el Hospital Clínic de Barcelona y el Instituto de Medicina Tropical de la Universidad de Central de Venezuela.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.

Artículos relacionados
La Agencia Europea del Medicamento inicia el proceso para autorizar la vacuna rusa Sputnik V

El organismo europeo encargado de la aprobación de fármacos ha iniciado una ‘revisión continua’ de Sputnik V, la vacuna contra la covid-19 desarrollada por el Centro Nacional de Epidemiología y Microbiología Gamaleya de Rusia, ante los resultados de laboratorio y de los estudios clínicos efectuados.

¿Es necesario obligar a vacunar?
Amós José García Rojas

La vacunación en España es voluntaria, aunque existen algunas situaciones excepcionales en las que se podría imponer de forma forzosa. Amós José García Rojas, presidente de la Asociación Española de Vacunología, explica por qué es mejor no obligar a la sociedad a inmunizarse.