Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Cómo las células dendríticas mejoran su capacidad antiviral y de respuesta inmunitaria

Investigadores españoles han descubierto que las células dendríticas tienen la capacidad de reprogramar sus genes mejorando así su respuesta inmunitaria. El trabajo, que se publica en Science Advances, puede tener importantes aplicaciones en el desarrollo de nuevas estrategias de vacunación e inmunoterapia.

Manuel José Gómez, Ester Marina-Zárate, Almudena Ramiro, Ana Dopazo, Irene Fernández-Delgado, Francisco Sánchez-Madrid y Diego Calzada-Fraile, autores del estudio. / CNIC

Científicos del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), liderados por Francisco Sánchez-Madrid, han desvelado que las células dendríticas –responsables de iniciar respuestas inmunitarias específicas– tienen la capacidad de reprogramar sus genes mejorando así sus capacidades antivirales y de activación de dicha respuesta.

Los resultados de este estudio, financiado por la Fundación "la Caixa" y publicado hoy en Science Advances, pueden tener importantes aplicaciones en el desarrollo de nuevas estrategias de vacunación e inmunoterapia, ya que los mecanismos descritos podrían usarse para generar células dendríticas postsinápticas supermigratorias, e inducir así una réplica más potente y eficaz.

Los resultados de este estudio pueden tener importantes aplicaciones en el desarrollo de nuevas estrategias de vacunación e inmunoterapia, ya que los mecanismos descritos podrían usarse para generar una respuesta inmunitaria más potente y eficaz

Las células dendríticas son células presentadoras de antígeno profesionales que inician la respuesta inmunitaria adaptativa o específica. Estas células captan posibles agentes patogénicos en los distintos tejidos y vías de entrada, los procesan y transportan hasta los ganglios linfáticos.

“Allí se establece la comunicación con los linfocitos T a través de la organización de una estructura especializada, denominada ‘sinapsis inmune’, mediante la cual la célula dendrítica le ‘muestra’ a los linfocitos T diversos componentes ya procesados del agente infeccioso, para así poder ser reconocido e iniciar una respuesta inmune específica del linfocito T contra dicho agente”, explican los investigadores del CNIC.

Hasta ahora, se creía que la función de estas células dendríticas estaba limitada a la activación de los linfocitos T. Sin embargo, el grupo de Sánchez-Madrid, en colaboración con el de Almudena R. Ramiro, ha descubierto que, durante la formación de la sinapsis inmune, las células dendríticas también reciben mensajes de los linfocitos T.

“Así, las instruyen e inducen a cambiar su programa de expresión génica, aumentando la de aquellos genes relacionados con la movilidad, la respuesta antiviral y la secreción de moléculas, potenciando con ello su capacidad para generar respuestas inmunitarias protectoras antipatogénicas”, señala Sánchez-Madrid.

célula dendrítica

La célula dendrítica aumenta su capacidad móvil tras realizar un contacto sináptico efectivo con un linfocito T (trayectorias de las células post-sinápticas en verde y no sinápticas en rojo). / CNIC

Optimización de la respuesta inmunitaria

Los investigadores han descubierto que, tras producirse una sinapsis inmune, las células dendríticas son más ‘eficientes’ en su migración a los ganglios linfáticos, donde se generan la mayoría de procesos para la activación de la respuesta inmunitaria específica o adaptativa.

“Este trabajo describe cómo alteraciones de la expresión genética se acompañan de cambios en las marcas epigenéticas del ADN, que, a su vez, producen variaciones transitorias en genes específicos, los cuales facilitan o dificultan su expresión”, apuntan por su parte Irene Fernández Delgado y Diego Calzada Fraile, principales autores del estudio.

Tras producirse una sinapsis inmune, las células dendríticas son más ‘eficientes’ en su migración a los ganglios linfáticos, donde se generan la mayoría de procesos para la activación de la respuesta inmunitaria específica o adaptativa

En concreto, “uno de los genes que aumentan su expresión y accesibilidad es Ccr7, un receptor de migración celular, situado en la superficie de las células dendríticas, que las dirige hacia los ganglios linfáticos”, añaden.

Este estudio muestra que las células dendríticas reprograman sus genes mediante marcas epigenéticas en el ADN tras interactuar con los linfocitos T. “Dichos cambios mejoran su capacidad migratoria, de modo que llegan rápidamente a los sitios de activación de la respuesta inmunitaria, lo que representa un nuevo mecanismo de potenciación de esta”, concluyen los científicos.

Referencia:

Alcaraz-Serna, F. Sánchez-Madrid et al.: Immune synapse instructs epigenomic and transcriptomic functional reprogramming in dendritic cells. Sci. Adv. 7, eabb9965 (2021)

El estudio ha contado con la financiación de la Fundación "la Caixa" a través de la convocatoria de “Proyectos de Investigación en Salud” HR17-00016 y una beca de doctorado INPhINIT “Retaining”.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons.
Artículos relacionados
Investigadores rusos encuentran un factor de predisposición genética a la covid-19 grave

Científicos de la Universidad HSE de Rusia han sido los primeros en analizar la interconexión entre el genotipo HLA-I (importante para la respuesta inmunitaria a cualquier infección vírica) y la gravedad de la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus.

Descubiertos nuevos genes clave en la evolución del mieloma múltiple

Investigadores españoles han descrito un conjunto nuevo de genes específicos que condicionan la aparición y desarrollo del mieloma múltiple, el segundo cáncer de la sangre más frecuente. La investigación demuestra que la expresión de estos genes permite clasificar mejor a los pacientes en términos de supervivencia.