Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Describen el cocodriloide más antiguo de Europa

Investigadores del grupo Aragosaurus-IUCA de la Universidad de Zaragoza (UNIZAR) han descrito un nuevo cocodriloide fósil llamado Arenysuchus gascabadiolorum, el más antiguo de Europa y el segundo más antiguo del mundo. El trabajo, que acaba de ser publicado en la revista PloS ONE, señala que se trataría de un cocodriloide de pequeño tamaño, con una longitud que oscilaría entre 1 y 1,5 metros y con un aspecto y un modo de vida muy similares al de los cocodrilos actuales.

Eduardo Puértolas, investigador del grupo Aragosaurus-IUCA de la Universidad de Zaragoza, posa con los restos fósiles hallados en Arén (Huesca). Imagen: UNIZAR.

Arenysuchus pertenece al grupo de los "cocodrilos verdaderos", en el que se incluyen todas las especies actuales de cocodrilos (familia Crocodylidae), aligátores y caimanes (familia Alligatoridae) y gaviales (familia Gavialidae), así como muchas formas extintas.

Una de las aportaciones más novedosas y reseñables de este descubrimiento es que Arenysuchus sería el cocodriloide más antiguo de Europa, y el segundo más antiguo del mundo junto a la especie norteamericana Prodiplocynodon langi, de aproximadamente la misma edad que Arenysuchus.

El fósil de Arenysuchus se ha encontrado en rocas de hace unos 65 millones de años, unos pocos cientos de miles de años antes de que un meteorito marcara la extinción de los dinosaurios. La antigüedad de Arenysuchus abre una nueva vía en la investigación sobre el origen y la evolución de los cocodrilos modernos, que podría significar el origen europeo para la familia Crocodylidae, a pesar de que en la actualidad no vive ningún representante en Europa.

Otro aspecto reseñable es la importancia paleobiogeográfica del descubrimiento. Hace 65 millones de años Europa era un archipiélago compuesto por grandes islas que se suponía impedían la dispersión de los animales continentales. Los cocodrilos, a pesar de su modo de vida ligado al agua, son animales terrestres, por lo que salvo algunas excepciones tienen dificultades para nadar en grandes masas de agua marina. Cuando vivía Arenysuchus, el Atlántico Norte estaba formado, por lo que tradicionalmente se consideraba que Europa era una serie de islas infranqueables donde las faunas evolucionaban de forma endémica.

Cocodrilos viajeros

Sin embargo, Arenysuchus se encuentra estrechamente relacionado con cocodrilos norteamericanos de su misma edad por lo que la conclusión es inmediata: había migraciones de los cocodrilos hace 65 millones de años entre las islas europeas y Norteamérica. El paso lo tendrían por las actuales tierras heladas del Polo Norte.

Posiblemente esto sucedía en los momentos de bajada del nivel del mar, en los que estos animales se aprovechaban de los puentes de tierra y la poca profundidad para pasar entre islas. Además de los cocodrilos, estos pasos de tierra los aprovecharían mamíferos, dinosaurios y otros reptiles del final del Cretácico.

El cráneo fosilizado de Arenysuchus fue encontrado en el 2008 en el yacimiento ELÍAS, en Arén (Huesca) por los paleontólogos José Manuel Gasca y Ainara Badiola, del grupo de investigación Aragosaurus-IUCA, que coordina José Ignacio Canudo. Desde 1997 el grupo de investigación investiga en seis yacimientos paleontológicos de esta localidad.

Esto ha permito en los últimos años describir los restos de los dinosaurios más modernos de Europa, entre los que se encuentran los hadrosáuridos (“picos de pato”) Arenysaurus y Blasisaurus. Teniendo en cuenta la importancia de los vertebrados cretácicos de Arén, desde hace unos años hay un museo en la misma localidad donde se muestran los principales fósiles (Museo de los Últimos Dinosaurios de Europa, http://www.dinosauriosdearen.es/).

Las investigaciones en los yacimientos de Arén están subvencionadas por la Dirección General de Patrimonio y la Consejería de Universidades y Ciencia (Grupos Consolidados) de la DGA y el Ministerio de Ciencia y Tecnología. Además ahora también se cuenta con Ayudas de Investigación por parte del Instituto de Estudios Altoaragoneses (IEA) para la realización de próximos estudios.

Referencia bibliográfica:

Puértolas E, Canudo JI, Cruzado-Caballero P (2011) "A New Crocodylian from the Late Maastrichtian of Spain: Implications for the Initial Radiation of Crocodyloids". PLoS ONE 6(6): e20011.

La publicación puede bajarse consultarse y bajarse gratis en pdf en:
http://www.plosone.org/article/info%3Adoi%2F10.1371%2Fjournal.pone.0020011

Fuente: Universidad de Zaragoza
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Esta es la imagen completa del origen y composición de la basura de los océanos

Un nuevo estudio proporciona el primer diagnóstico global del origen y composición de la basura vertida en el océano. La colaboración entre instituciones y ONGs de 10 países ha permitido identificar los productos con mayor presencia en los grandes ecosistemas acuáticos. El plástico supone el 80 % de los objetos encontrados.

Hallan en Teruel una columna vertebral de más de cinco metros de un enorme dinosaurio

Paleontólogos españoles han extraído en Camarillas, en Teruel, una serie con 15 vértebras articuladas del cuello y de la espalda de un saurópodo, posiblemente nuevo para la ciencia y de unos 25 metros de longitud. Es la primera vez que se excava en España una serie vertebral cérvico-dorsal tan completa de un dinosaurio gigante.