Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Los cuervos construyen herramientas de memoria y saben mejorarlas

Un equipo internacional de investigadores ha descubierto que estas aves recrean mentalmente los utensilios que emplean sus compañeras para conseguir alimento y son capaces de desarrollarlos por sí mismos con mejoras que se difunden a otras poblaciones, algo jamás visto antes en el mundo animal.

La habilidad de los cuervos de recrear y mejorar las herramientas que necesitan podría aumentar la complejidad de las mismas a largo plazo. / Public Domain Pictures

Los cuervos de Nueva Caledonia son capaces de recrear de memoria las herramientas que utilizan diariamente, según un estudio publicado esta semana en la revista Scientific Reports. Las aves construyen desde cero los instrumentos memorizando los diseños de otros cuervos y los modifican; habilidad que, con el tiempo, les permite mejorar la calidad de los utensilios.

Aparentemente, los cuervos no observan de cerca ni imitan el proceso de fabricación de las herramientas

Se sabe que los cuervos de este archipiélago de Oceanía fabrican herramientas básicas con forma alargada, de gancho o con púas arrancadas de las hojas de las plantas. Gracias a ellas, por ejemplo, pueden extraer larvas y otros alimentos que se encuentran inaccesibles dentro de trozos de madera.

Sin embargo, hasta ahora no se había demostrado si aprendían los diseños de las herramientas a partir de las creadas por otros cuervos y si los mejoraban a lo largo del tiempo.

Según el estudio liderado por Sarah Jelbert, investigadora del Departamento de Psicología en la Universidad de Cambridge (Reino Unido), en las sociedades de cuervos existen las tradiciones culturales, es decir, transmiten socialmente su comportamiento. Lo más sorprendente es que añaden mejoras que se acumulan, una capacidad que rara vez se relaciona con los animales.

“Los cuervos de Nueva Caledonia son los primeros animales en mostrar evolución cultural acumulativa”, explica a Sinc Alexander Taylor, investigador de la Escuela de Psicología en la Universidad de Auckland (Nueva Zelanda).

Aparentemente, los cuervos de Nueva Caledonia no observan de cerca ni imitan el proceso de fabricación. Aun así, los diseños de las herramientas construidas por aves de la misma especie pero de lugares diferentes han persistido durante décadas y mejorado con el tiempo.

Esto sugiere que, de alguna manera, la habilidad se extiende entre las distintas poblaciones.

Un problema, una solución

Una de las hipótesis sobre cómo puede transmitirse y evolucionar el diseño de estos utensilios es que los cuervos utilicen las herramientas de alguno de sus compañeros, recuerden su diseño y lo reproduzcan.

“Los cuervos representan mentalmente los diseños de las herramientas y luego los construyen”, explica Taylor

Los investigadores entrenaron a ocho cuervos para que introdujesen trozos de papel de diferentes tamaños en una máquina expendedora que les recompensaba en función de las dimensiones del papel que depositaban en ella. Solo se premiaron las piezas de un tamaño particular.

“Una vez que los cuervos reconocieron qué tamaños se recompensaban, les dimos un trozo de papel más grande que no se adecuaba al premiado en los intentos anteriores”, comenta Taylor.

“Lo que hicieron fue romperlo para conseguir varios pedazos del tamaño adecuado. Esto muestra que pueden representar mentalmente los diseños de las herramientas que necesitan para conseguir comida y, posteriormente, recrearlos”, detalla.

Según Taylor, esto no solo muestra que los cuervos de Nueva Caledonia usen su inteligencia al utilizar herramientas, sino que evidencia que este uso de sus esquemas mentales podría ser otro modo de incrementar la complejidad de las herramientas a lo largo de la historia.

“Esto nos muestra algo sobre nosotros mismos: la comparación de las plantillas mentales representa otra ruta hacia la evolución cultural acumulativa y podría explicar varios ejemplos en los que los animales resuelven los problemas planteados de forma impresionante, como en el caso de Betty el cuervo”, concluye Taylor.

Los cuervos rompieron el trozo de papel de mayor tamaño para obtener la recompensa. / Sarah Jelbert

Referencia bibliográfica:

Jelbert, S. A.; Hosking, R. J.; Taylor A. H.; Gray, R. D. "Mentral template marching is a potential cultural transmission mechanism for New Caledonian crow tool manufacturing traditions". Scientific Reports, 28 de junio de 2018.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Los neandertales tenían mayor semejanza genética con los ‘Homo sapiens’ que con los denisovanos

Un equipo, con participación española, ha analizado las secuencias genéticas del cromosoma Y de neandertales y denisovanos, estrechamente relacionados evolutivamente con los primeros. Los resultados revelan, sin embargo, mayor similitud genética entre los neandertales y los humanos modernos, lo que deja a los denisovanos como un linaje de una raíz más antigua para este marcador genético.

Alt de la imagen
Anatolia y el sur del Cáucaso no son la cuna de los caballos domésticos

El ADN antiguo de 111 restos indica que hace 4.000 años se produjo una entrada repentina de caballos domésticos desde las estepas euroasiáticas. El trabajo, que cuenta con la participación del CSIC, refuta la hipótesis de que la domesticación de los caballos comenzó hace unos 5500 años de forma independiente en Anatolia y el sur del Cáucaso.