Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Los neandertales de El Sidrón masticaban material no comestible

Un equipo de científicos ha extraído compuestos químicos y microfósiles incrustados en la placa dental de neandertales que vivieron en la cueva de El Sidrón (Asturias) hace 49.000 años. Los resultados revelan por primera vez la presencia de material no comestible, como una fibra de madera de conífera, muy probablemente vinculado a usos extra-masticación de los dientes. Sin embargo, los investigadores aún no pueden afirmar que el material hallado se utilizara para higiene oral o que la boca se usara como tercera mano.

Recreación de dos individuos neandertales ayudándose de la boca para realizar tareas cotidianas. / CSIC

Investigadores de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), Universidad de Oviedo, CSIC y Universidad de York (Reino Unido) han descubierto la primera evidencia física de restos de material no comestible en la boca de un neandertal. Entre ellos destaca un pequeño resto de fibra de madera de conífera (285 x 40 micrómetros -μm-) hallada en el molar de uno de los individuos adultos (el número 5).

El hallazgo, junto a compuestos químicos extraídos y el desgaste de las piezas, reforzaría la idea del uso de los dientes para actividades no relacionadas con la alimentación

Según el estudio publicado en la revista Antiquity, el resto del material no se presta a confusión con otras partes comestibles de las coníferas, por lo que su ingestión no estaría relacionada con la dieta, afirman los autores. El hallazgo de este material, junto a compuestos químicos extraídos y el desgaste y abrasión que presentan las piezas estudiadas, reforzaría la idea del uso de los dientes para actividades no relacionadas con la alimentación.

Para los científicos, esto pone de relieve la necesidad de considerar una amplia gama de vías potenciales no relacionadas con la alimentación por las que este tipo de material puede haberse incrustado en el cálculo dental. En el caso de los neandertales, el descubrimiento es particularmente significativo porque existen pruebas persistentes del uso no alimentario de los dientes.

Sin embargo, el equipo, dirigido por Karen Hardy de la UAB, no puede afirmar si el material hallado se utilizó para la higiene oral, fue consecuencia del uso de la boca como una tercera mano o si incluso pudo ser inhalado o ingerido accidentalmente. Pero su presencia confirma que puede hallarse material no comestible en la placa dental.

Según Hardy, este trabajo amplía la perspectiva de lo que las poblaciones antiguas pueden aportar. El análisis del cálculo dental humano es un medio para obtener información directa sobre la vida de nuestros parientes de homínidos más próximos.

Prueba física: fragmento del tejido de madera, en el que se pueden apreciar líneas de células traqueidas y poros areolados (A1 y A2); el dibujo cruzado es visible bajo polarización electromagnética cruzada (B). Pequeñas clapas de cálculo dental aún están adheridas (C); escala gráfica = 100 μm. / ICREA-UAB-Karen Hardy

Referencia bibliográfica:

Karen Hardy et al. "Neanderthals, trees and dental calculus: new evidence from El Sidrón" Antiquity 90(350):290-301 Abril de 2016 DOI: 10.15184/aqy.2016.21

Fuente: UAB
Derechos: UAB
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Un tercio de los parásitos del mundo corre peligro de extinción
SINC

Un equipo internacional de científicos, en el que participa la Universidad de Granada, advierte de la necesidad de preservar los parásitos, organismos esenciales para mantener la estabilidad de los ecosistemas. Los investigadores proponen un plan de conservación para los próximos diez años.

Alt de la imagen
¿Cómo ‘nadan’ realmente los espermatozoides humanos?

Biotecnólogos e ingenieros de Reino Unido y México han hecho trizas la visión de cómo se desplazan los espermatozoides. Los hallazgos desafían las suposiciones hechas durante siglos: su movimiento se parece más al de un sacacorchos que al de una anguila, aunque lo parezca por una ilusión óptica.