Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Ingenieros y médicos participaron en la investigación

Patentan un sistema para controlar en 3D los movimientos de los deportistas de élite

El sistema UCOTRACK, que nació como una herramienta clínica para enfermos con problemas de movilidad en uso en el Hospital Reina Sofía de Córdoba, es ahora utilizado por los entrenadores para corregir el movimiento de los atletas

Un atleta se prepara para realizar los 60 metros valla usando el sistema UCOTRACK

Casi 20 años lleva el atletismo mundial esperando destronar al británico Collin Jackson de su récord mundial en 60 metros valla, prueba que logró superar en marzo de 1994 con una marca de 7,34 segundos. Miles de atletas entrenan cada día y sueñan con batir esa y otras muchas marcas y lo hacen a base de duras sesiones deportivas y ayudados por la ciencia.

En España, la Federación Andaluza de Atletismo ha querido aprovechar un ingenio patentado por investigadores de la Universidad de Córdoba para preparar a sus atletas y ayudarles a mejorar sus marcas. Se trata de UCOTRACK, un sistema que permite controlar al detalle y gracias a la tecnología de Visión 3D el movimiento de los deportistas, buscando la excelencia en lo que en el argot se conoce como “gesto técnico”. El sistema captura y analiza automáticamente el movimiento gracias a la grabación con cámaras de alta velocidad simultáneas –hay que tener en cuenta que el gesto técnico dura entre 0,2 y 0,4 segundos y es inapreciable para el ojo humano- y posteriormente las analiza gracias a un software diseñado para cada deporte a partir de parámetros biomecánicos y cinemáticos del movimiento: ángulos, velocidad, tiempos o distancia, entre otros. El informe final es utilizado por los entrenadores para corregir los movimientos y lograr mejores resultados e incluso evitar lesiones.

Hasta ahora, UCOTRACK ha sido probado en jugadores de voleibol y en atletas especializados en los 60 metros valla. Unos perfiles muy alejados de los primeros usuarios: los enfermos tratados por el Servicio de Reumatología del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, donde se planteó la necesidad de evaluar, sin métodos invasivos, la evolución de la movilidad de los pacientes tras suministrar cualquier tipo de terapia contra la pérdida de movilidad. Para este fin desarrolló el investigador Juan Luis Garrido Castro su tesis doctoral, dirigido por los profesores Rafael Medina Carnicer, Catedrático de Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial, y Eduardo Collantes Estevez, Catedrático de Medicina y Jefe del Servicio de Reumatología del Hospital Reina Sofía.

UCOTRACK es utilizado a diario en el hospital tanto en las evaluaciones de las terapias como de la rehabilitación de pacientes que han sufrido una intervención quirúrgica. El sistema, patentado por la Universidad de Córdoba, también se emplea en el ámbito veterinario para medir movilidad de caballos de competición.

Fuente: Universidad de Córdoba
Derechos: Creative Commons

Solo para medios:

Si eres periodista y quieres el contacto con los investigadores, regístrate en SINC como periodista.

Artículos relacionados
¿El uso de la mascarilla afecta al cerebro y al resto el cuerpo?

Investigadores del instituto ICFO en Barcelona han utilizado tecnologías biofotónicas para comprobar si al ponerse mascarillas se alteran los niveles corporales de oxígeno. Los resultados muestran pequeños cambios en la hemodinámica cerebral, pero comparables a los de actividades cotidianas como escuchar un sonido, ver a alguien moviéndose o agacharnos para atarnos los zapatos.

Determinada la cantidad de luz ultravioleta que inactiva el coronavirus

Para eliminar el 99 % del virus SARS-CoV-2 con luz ultravioleta se necesita una dosis de energía de 21,6 julios por metro cuadrado, según un estudio liderado por la Universidad Complutense de Madrid. La técnica se ha probado en ascensores y sistemas de transporte.