Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Se adelanta la llegada de la industria achelense al norte de Europa en cien mil años

La tecnología achelense en el norte de Europa tuvo lugar hace 600 mil años, unos cien mil años antes de lo registrado hasta ahora. Así lo han confirmado un equipo de investigadores, con participación del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana, que ha realizado las primeras dataciones radiométricas de 17 yacimientos europeos por Resonancia Paramagnética Electrónica.

Yacimiento de Valdoe en Reino Unido / Pierre Voinchet

Un equipo internacional de científicos del que forma parte la geocronóloga Davinia Moreno, del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH,) ha publicado en la revista Journal of Quaternary Science un artículo que presenta las primeras dataciones radiométricas obtenidas de 17 yacimientos situados en Francia y Reino Unido que demuestran que la llegada de la tecnología achelense en el norte de Europa tuvo lugar hace 600 mil años, unos cien mil años antes de lo registrado hasta ahora.

Durante años, el momento de aparición de la cultura Achelense en Europa ha sido objeto de un intenso debate entre aquellos que defendían una llegada temprana, hace menos de 500.000 años y, los que sugerían que, en realidad, este fenómeno era mucho más antiguo de lo que se pensaba.

La aparición de nuevos yacimientos en Italia, España, Francia y Reino Unido con este tipo de industria lítica ha puesto de manifiesto la necesidad de precisar su cronología con el objetivo de clarificar este debate. En este marco de incertidumbre se decidió crear el proyecto franco-inglés llamado “Emergence of Acheulian in North-West Europe: chronology, environment, technologies”.

Con este proyecto se pretendía datar por primera vez de forma numérica la mayor parte de los yacimientos ingleses y franceses utilizando la misma metodología en todos ellos para poder comparar los resultados. La técnica de datación elegida fue la Resonancia Paramagnética Electrónica (ESR) aplicada a granos de cuarzo extraídos del sedimento y también aplicada al esmalte dental en combinación con el método de Series del Uranio (ESR/U-series).

Han reducido en, al menos, 100 mil años la diferencia de la llegada del Achelense entre el norte y el sur de Europa

Esta publicación es uno de los primeros trabajos relativos al mencionado proyecto, en el que se han analizado 46 muestras de sedimento y 14 dientes. Los resultados sugieren que los conjuntos achelenses más antiguos en el Reino Unido tienen una edad de entre 500-600 mil años, mientras que, en Francia, los bifaces del yacimiento de La Noira presentan edades en torno a 700 mil años.

Estas dataciones han reducido en, al menos, 100 mil años la diferencia de la llegada del Achelense entre el norte y el sur de Europa, aunque no hay que olvidar que los artefactos achelenses más antiguos del sur de Europa son considerablemente más antiguos que los del norte”.

Como explica Davinia Moreno, las dataciones sistemáticas en los yacimientos de Europa meridional son algo necesario, ya que el control cronológico exhaustivo de los yacimientos europeos, tanto septentrionales como meridionales, nos permitirá responder a cuestiones tales como, si la industria achelense en nuestro continente es un desarrollo autóctono o si surgió como consecuencia de la llegada de nuevos pobladores que introdujeron esta tecnología. “O, por ejemplo, comprender qué significa esa diferencia cronológica entre el Achelense septentrional y meridional”, concluye Moreno.

Referencia bibliográfica:

“New chronological data (ESR and ESR/U-series) for the earliest Acheulian sites of north-western Europe“, Journal of Quaternary Science

Fuente: CENIEH
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Los pozos de agua subterránea del planeta están en riesgo de secarse

Cerca de un 20 % de las masas de agua que se encuentran bajo la superficie terrestre podrían desaparecer si las reservas continúan disminuyendo. Esta es la conclusión de un estudio, liderado por la Universidad de California (EE UU), que ha evaluado datos de casi 39 millones de pozos a escala global, incluidos algunos en España.

Café y arena para explicar los terremotos en el noroeste de la península ibérica

La aproximación de las placas tectónicas provoca terremotos como los de este año en Granada, pero en el otro extremo de la Península son las fracturas y fluidos de la corteza terrestre los que generan movimientos sísmicos, como los registrados en Lugo y Zamora. Un equipo de geólogos lo ha comprobado simulando las condiciones bajo tierra con una ‘caja’ de silicona, fina arena y café molido.