Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Un compuesto orgánico ayuda a enraizar los olivos ecológicos

En la agricultura convencional se utiliza el ácido indolbutírico para enraizar plantas de olivos, pero su uso está prohibido en la agricultura ecológica, según la normativa europea. En este marco, investigadoras de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) han obtenido resultados positivos en el enraizamiento de estaquillas de olivo de la variedad cornicabra empleando Terrabal Orgánico, un producto comercial procedente de extractos de cereales y autorizado en agricultura ecológica.

Estaquillas de olivo de la variedad Cornicabra, de 15 cm y con dos pares de hojas, puestas a enraizar en sustrato de perlita. / Ana Centeno y María Gómez del Campo

Desde la entrada en vigor de la normativa de regulación de la agricultura ecológica existen importantes limitaciones a la hora de aplicar determinados productos para enraizar plantas de olivo. Investigadores de la ETSI Agrónomos y EUIT Agrícola de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) han dado un paso hacia la búsqueda de soluciones a este problema al obtener buenos resultados utilizando Terrabal Orgánico.

Este producto está permitido en este tipo de agricultura, y que podría servir como alternativa al producto 'enraizante' más utilizado en la agricultura convencional del olivo –el ácido indolbutírico(AIB)–, cuyo uso no está permitido por los reglamentos europeos que regulan la producción ecológica. En opinión de los investigadores, se trata de un primer paso hacia la resolución del problema, ya que es necesario estudiar el efecto combinado de otros factores, como la duración del tratamiento, durante el proceso.

La agricultura ecológica persigue obtener productos de la máxima calidad respetando el medioambiente y conservando la fertilidad de la tierra, prescindiendo de productos químicos de síntesis. El olivar ecológico es el segundo cultivo ecológico en superficie más importante en el mundo después del café. En España ocupa más de 168.000 hectáreas (MAGRAMA 2012), lo que supone el 31,1% de la superficie total mundial.

El olivar ecológico es el segundo cultivo ecológico en superficie más importante en el mundo después del café

De esa superficie el 38% se sitúa en Castilla La Mancha, el 33% en Andalucía y el 19% en Extremadura. Se calcula que en 2012 se vendieron 11,5 millones de kilos de aceite de oliva ecológico, lo que supone un aumento del 17% respecto al año anterior. Las ventas se destinaron fundamentalmente a la exportación, siendo Italia, con 4 millones de kilos, el principal país al que se exporta aceite ecológico español.

En la actualidad, la multiplicación del olivo se realiza mediante el enraizamiento de estaquillas semileñosas, que son proporciones de tallos de unos 20 cm con hojas. La base de las estaquillas se trata con productos que favorecen el enraizamiento, consiguiendo que se formen más raíces. Posteriormente, las estaquillas se sitúan en un invernadero sobre una mesa con bandejas rellenas de sustrato y se riegan mediante nebulización de forma intermitente, para mantener la humedad, favoreciendo así el enraizamiento.

En agricultura convencional, el producto más usado para favorecer el enraizamiento de las estaquillas es el AIB, que pertenece al grupo de los reguladores del crecimiento. Este producto no genera efectos fitotóxicos y su uso es relativamente sencillo, siendo fundamental regular el tiempo de inmersión de las estaquillas en el producto. Sin embargo, desde la aplicación de los reglamentos que regulan la producción ecológica, estos productos no están permitidos para la obtención de material vegetal ecológico.

Para buscar posibles alternativas al AIB en la producción de planta ecológica de olivo, los investigadoras de la UPM realizaron dos ensayos en el vivero del Centro de Transferencia Tecnológica La Isla del Instituto Madrileño de Investigación Agraria y Alimentaria de la Comunidad de Madrid (IMIDRA), ubicado en Arganda del Rey. Parte de los resultados se han publicado en el Journal of Agricultural and Food Chemistry.

Ensayos con la variedad cornicabra

En el primer ensayo se prepararon estaquillas de olivo de 15 cm con dos pares de hojas de la variedad cornicabra, segunda variedad más cultivada en España. Se pusieron a enraizar en una mesa con sistema de calefacción, manteniéndolas a 24 ºC, y la humedad se mantuvo constante, en torno al 80-90%, mediante nebulización.

Las estaquillas se dividieron en varios grupos y cada uno se trató con un producto diferente. Los productos ensayados fueron: ácido indolbutírico (que sirvió para comparar la efectividad del resto de productos), extractos de algas y levadura de cerveza (que aportan nutrientes y contienen hormonas), semillas ecológicas de girasol (que al germinar producen hormonas promotoras del enraizamiento) y dos productos comerciales autorizados en agricultura ecológica, Sm-6 Orgánico (extracto de algas) y Terrabal Orgánico (producto nutritivo para plantas procedente de extractos de cereales).

Pasados dos meses se extrajeron las estaquillas de la mesa de nebulización y se cuantificó el porcentaje de enraizamiento. Los mejores resultados se obtuvieron con los productos Sm-6 y Terrabal orgánicos. Por ello, al año siguiente se repitió el ensayo únicamente con estos dos productos, evaluándose distintos tiempos de inmersión de las estaquillas.

La mayor formación de raíces se logró con el producto Terrabal Orgánico sumergiendo las estaquillas una hora. Esto llevó a la conclusión de que dicho producto podría servir como alternativa al AIB, pudiéndose producir planta ecológica de olivo con un porcentaje de enraizamiento similar al AIB. Sin embargo, es necesario regular el tiempo de inmersión de las estaquillas, ya que al aumentar el tiempo se produjo una disminución del porcentaje de estaquillas enraizadas.

Referencia bibliográfica:

Summer Deficit-Irrigation Strategies in a Hedgerow Olive cv. Arbequina Orchard: Effect on Oil Quality. Gomez del Campo, Maria; Garcia, Jose M. Journal of Agricultural and Food Chemistry 61 (37): 8899-8905, 2013. Doi: 10.1021/jf402107t.

Fuente: Universidad Politécnica de Madrid
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Nuevo método para producir hidrógeno con agua y microondas
SINC

Investigadores de los institutos valencianos ITQ e ITACA han desarrollado una tecnología que permite generar hidrógeno a partir de agua, energía eléctrica y materiales iónicos activados con microondas. El avance se podría aplicar en el almacenamiento de energías renovables, además de en diversos campos de la industria y el transporte.

Una plataforma estudiará los factores ambientales asociados a la pandemia

Un equipo internacional de científicos, liderado por la Universidad de Granada, ha desarrollado la primera plataforma del mundo que integra información de la COVID-19 con la de factores ambientales y meteorológicos. Esta herramienta ayudará a entender el efecto que las variables ambientales, como la temperatura, la humedad o los niveles de contaminantes, pueden tener en la pandemia.