Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Una firma española desarrolla una plataforma ‘on line’ de citas a ciegas entre grupos

Tres emprendedores madrileños han desarrollado y lanzado Groopify, una plataforma web para citas entre dos grupos de amigos que no se conocen entre sí. Desde su lanzamiento en diciembre en Madrid, Barcelona y Valencia, ya tiene 1.000 usuarios registrados y ha organizado 20 quedadas en locales con los que la firma mantiene acuerdos. La plataforma utiliza el interfaz de programación de aplicaciones de Facebook para recabar información de sus clientes.

Vídeo promocional de Groopify

Tres emprendedores madrileños han desarrollado y lanzado Groopify, una plataforma web para citas entre dos grupos de amigos que no se conocen entre sí. Desde su lanzamiento en diciembre en Madrid, Barcelona y Valencia, ya tiene 1.000 usuarios registrados y ha organizado 20 quedadas en locales con los que la firma mantiene acuerdos. La plataforma utiliza el interfaz de programación de aplicaciones de Facebook para recabar información de sus clientes.

Plataforma ‘on line’ de citas a ciegas entre grupos . Foto: Groopify

Tres emprendedores madrileños han desarrollado y lanzado Groopify, una plataforma web para citas entre dos grupos de amigos que no se conocen entre sí. Desde su lanzamiento en diciembre en Madrid, Barcelona y Valencia, ya tiene 1.000 usuarios registrados y ha organizado 20 quedadas en locales con los que la firma mantiene acuerdos. La plataforma utiliza el interfaz de programación de aplicaciones de Facebook para recabar información de sus clientes

Vídeo promocional de Groopify

Tres emprendedores madrileños han desarrollado y lanzado Groopify, una plataforma web para citas entre dos grupos de amigos que no se conocen entre sí. Desde su lanzamiento en diciembre en Madrid, Barcelona y Valencia, ya tiene 1.000 usuarios registrados y ha organizado 20 quedadas en locales con los que la firma mantiene acuerdos. La plataforma utiliza el interfaz de programación de aplicaciones de Facebook para recabar información de sus clientes.

Plataforma ‘on line’ de citas a ciegas entre grupos . Foto: Groopify

Tres emprendedores madrileños han desarrollado y lanzado Groopify, una plataforma web para citas entre dos grupos de amigos que no se conocen entre sí. Desde su lanzamiento en diciembre en Madrid, Barcelona y Valencia, ya tiene 1.000 usuarios registrados y ha organizado 20 quedadas en locales con los que la firma mantiene acuerdos. La plataforma utiliza el interfaz de programación de aplicaciones de Facebook para recabar información de sus clientes

Groopify es el nombre de una plataforma on line que junta a tres amigos con tres amigas que no se conocen para hacer un plan nuevo en su ciudad, y también el nombre de la start-up creada por los madrileños Pablo Viguera (economista), Miguel García-Santesmases (físico) y Alejando Coca (ingeniero informático).

Según explica a SINC Pablo Viguera, todo ha ido muy rápido: “La idea surgió después del verano y el 11 de diciembre la lanzamos en Madrid, Barcelona y Valencia”.

Estos emprendedores desarrollaron la parte tecnológica, el plan de marketing y de comunicación, y el modelo de negocio en un tiempo récord de tres meses y con una financiación de 25.000 euros procedente de los ahorros de los tres socios fundadores.

Hoy la plataforma ya tiene 1.000 usuarios y ha organizado veinte quedadas en las tres ciudades en las que funciona.

Viguera señala que la utilización de servicio es muy sencilla. “El usuario llega a la página de Groopify y se registra a través de su cuenta de Facebook. Además, utilizamos el interfaz de programación de aplicaciones (API) de esta red social para recabar información de nuestros usuarios –que se trata de forma totalmente confidencial– sobre sus gustos, estudios, trabajo, intereses, etc. y así poder hacer mejor a elección del grupo que pueda resultar más afín y del local más adecuado”, añade.

Groopify ha cerrado acuerdos con 25 locales entre las tres ciudades para organizar los encuentros de sus clientes. Viguera prefiere no desvelar los nombres de ninguno de estos establecimientos “porque la experiencia incluye ir a sitios nuevos, poco conocidos y diferentes”.

Groopify utiliza el API de Facebook para recabar información de sus usuarios

Minería de datos y algoritmos

La información captada de la API de Facebook se almacena en las bases de datos de la compañía. Para el desarrollo de la infraestructura web han utilizado la tecnología Ruby on Rails. “Se trata de un lenguaje de código abierto que es bastante flexible y escalable, que facilitará las futuras modificaciones de la aplicación”, indica Pablo Viguera.

La firma está ahora trabajando en el desarrollo de procesos e infraestructura tecnológica como minería de datos y algoritmia para automatizar más el proceso.

“Todavía hay bastante componente subjetivo que aportamos nosotros a la hora de juntar a los grupos, pero sabemos que se irá diluyendo a medida que crezca el número de usuarios y lleguemos a más ciudades. Por ello, estamos trabajando de manera muy intensiva en el desarrollo de nuestra tecnología, aunque siempre queremos que tenga un toque cualitativo y humano”, dice este emprendedor.

Modelo de negocio

Groopify obtiene sus ingresos mediante un cobro de un porcentaje de las consumiciones de las quedadas, que se pagan por adelantado, y que tienen dos opciones: caña y tapa por cinco euros o cóctel y copa por 10 euros.

Pablo Viguera, que antes de fundar Groopify con sus socios, trabajó en banca de inversión y en una incubadora de firmas de comercio electrónico llamada Rocket Internet en Alemania, tiene bastante fe en la rentabilidad del nuevo negocio. “No hay más que ver la expectación que hemos generado en tan solo un mes de funcionamiento”, concluye.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
La vacuna de Oxford contra la covid-19 genera una respuesta inmunitaria “robusta” en mayores de 55 años

Resultados preliminares indican que esta candidata a vacuna, desarrollada por la universidad británica y AstraZeneca, produce anticuerpos protectores y células T en las personas de más edad. Estos datos aún no han sido publicados en ninguna revista científica.

Alt de la imagen
Catherine D'Ignazio, coautora del libro ‘Data Feminism’
“Las prácticas clásicas en ciencia de datos fomentan el sexismo. El feminismo de datos lo combate”
Ana Hernando

Los algoritmos de inteligencia artificial y big data fomentan el machismo, el racismo y el clasismo, asegura esta profesora de Ciencia y Planificación Urbana en el MIT, que es también una activista de género y una hacker con el apodo de kanarinka. En su libro Data Feminism ofrece pautas para desvelar y contrarrestar estos sesgos discriminatorios.