Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

La NASA planea enviar a la primera mujer a la Luna en 2024

El gobierno estadounidense ha anunciado esta semana una aportación adicional de 1.600 millones de dólares al presupuesto de la NASA, un empuje económico para que la agencia espacial estadounidense pueda volver a mandar vuelos tripulados a la Luna en 2024. El nombre de la nueva misión es Artemisa, en honor a la diosa griega hermana de Apolo, y donde se embarcará la primera mujer de la historia que pisará nuestro satélite.

Un astronauta camina sobre la superficie de la Luna durante la misión Apolo 11. En la próxima década lo hará una astronauta. / NASA

La NASA tiene previsto enviar la misión Artemisa a la Luna en el año 2024, con la primera mujer y el próximo hombre que viajará a nuestro satélite después de casi cincuenta años, tras recibir un aumento en su presupuesto por parte del gobierno estadounidense.

La inyección de 1.600 millones de dólares adicionales a la NASA impulsará su programa de exploracion de la Luna y Marte

El pasado lunes 13 de mayo, el presidente de Estados Unidos Donald Trump anunció una inyección de 1.600 millones de dólares adicionales a la agencia espacial, lo que impulsa su programa de exploración de la Luna y Marte. “Así podemos volver al espacio A LO GRANDE!”, ha publicado Trump en su cuenta de Twitter.

La NASA ha informado que el nombre de la misión Artemisa hace referencia a la diosa de la Luna y hermana gemela de Apolo de la mitología griega y es un claro guiño a la misión Apolo 11 que logró alunizar a los primeros hombres sobre la Luna el 20 de julio de 1969, una hazaña en la que también participó España.

Sólo 12 personas han caminado desde entonces sobre la superficie lunar y han sido todos varones estadounidenses. El primero fue Neil Armstrong y el último Eugene Cernan en 1972. Ahora, la NASA quiere enviar en su 'reconquista' a una mujer, por primera vez en la historia.

“Este programa va a permitir que una nueva generación de niñas, como mi hija, se vean a sí mismas de una forma que de otra manera no se verían”, dice el administrador de la NASA, Jim Bridenstine, en un mensaje en vídeo a los empleados de la agencia.

¿Por qué volver a la Luna?

“Volvemos para quedarnos”, ha informado la NASA a través de su canal en YouTube. La agencia espera que su participacón en la exploración de la Luna ayude a EE UU a establecerse de manera estratégica en el espacio y haga crecer sus colaboraciones internacionales.

Las nuevas inversiones acelerarán los trabajos para desarrollar tecnologías clave y la carga científica útil necesarias para la misión. Principalmente, en la construcción del cohete SLS (Sistema de Lanzamiento Espacial, por sus siglas en inglés) por parte de Boeing y la nueva nave espacial Orion donde viajarán los astronautas.

Entre sus principales objetivos, la NASA destaca que quiere volver a la Luna para aumentar sus conocimientos y prepararse para las futuras misiones a Marte.

Fuente: NASA
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Validada una teoría estelar de hace más de 80 años
Un detector de neutrinos obtiene la primera prueba experimental de cómo brillan las estrellas masivas

El experimento internacional Borexino, en el que participan investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid, ha detectado neutrinos producidos en el Sol mediante un ciclo de fusión de hidrógeno canalizado por carbono, nitrógeno y oxígeno. Este ciclo es el que predomina en la multitud de estrellas masivas que brillan en el universo.

Los viajes espaciales provocan daño celular

Las mitocondrias, que son las encargadas de suministrar la mayor parte de la energía para la actividad celular, se pueden volver disfuncionales en los viajes espaciales. Esta es la conclusión a la que ha llegado un equipo de investigación internacional, que ha explorado cómo responden las células a esta situación y cuyos resultados pueden tener implicaciones en los estudios oncológicos en la Tierra.