Suscríbete al boletín semanal

Recibe cada semana los contenidos más relevantes de la actualidad científica.

Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

La aviación también pagará por la emisión de CO2

El Senado ha completado el proceso de aprobación del Parlamento del Proyecto de Ley que reforma el régimen general de comercio de derechos de emisión y que incluirá al sector de la aviación. Según la nueva normativa, a partir de 2012 el sector de la aviación también pagará por emitir CO2.

La nueva normativa introduce un capítulo que regula el sector de la aviación en el régimen de comercio de derechos de emisión a partir del 1 de enero de 2012, y modifica así la Ley 1/2005 de 9 de marzo.

Las directivas europeas que incorpora esta Ley, ya remitida al BOE, se aprobaron en noviembre de 2008 y abril de 2009, y supusieron una reforma del régimen europeo de comercio de derechos de emisión al extender su ámbito de aplicación.

La directiva 2008/101/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, del 19 de noviembre de 2008, incluyó las emisiones de CO2 de las actividades de la aviación en el régimen comunitario de comercio de derechos de emisión para reducir el impacto en el cambio climático atribuible a los aviones.

Fruto de la experiencia adquirida desde que el régimen de comercio de derechos de emisión se empezó a regular en 2005, la directiva 2009/29/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 23 de abril de 2009, revisó en profundidad el régimen comunitario de comercio de derechos de emisión.

Esta directiva formó parte del llamado paquete comunitario de legislación sobre energía y cambio climático, cuya principal finalidad es cumplir el compromiso asumido por el Consejo Europeo en marzo de 2007: “reducir para 2020 las emisiones globales de gases de efecto invernadero de la Comunidad al menos un 20 % respecto a los niveles de 1990, y un 30 % siempre que otros países desarrollados se comprometan a realizar reducciones comparables y que los países en desarrollo económicamente más avanzados se comprometan a contribuir en función de sus responsabilidades y capacidades”.

Desaparece el Plan Nacional de Asignación

Otra novedad que incorpora la nueva ley española es que, a partir del 1 de enero de 2013, desaparece el Plan Nacional de Asignación, elemento central en la asignación de derechos de emisión durante los dos primeros períodos de aplicación del régimen de comercio.

A partir de esta fecha se adoptará un enfoque comunitario para determinar el volumen total de derechos de emisión y asignar los derechos de emisión a las instalaciones fijas.

Fuente: SINC
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados