Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Los microorganismos que habitan en la región más calurosa de la Tierra

Un equipo científico internacional liderado por el Centro de Astrobiología ha descubierto, por primera vez, la presencia de microorganismos ultra pequeños en el volcán Dallol, al norte de la región de Afar, en Etiopía. Estos microorganismos, que sobreviven en uno de los entornos más extremos de la Tierra, pueden ser claves para entender los límites de la habitabilidad tanto en nuestro planeta como en el Marte primitivo.

Sistema hidrotermal de Dallol, en Etiopía, un ambiente extremo donde viven los microorganismos analizados. / Olivier Grunewald

La región volcánica y geotérmica de Dallol, situada en la zona norte de la depresión de Danakil (Etiopía) con una profundidad de 124 hasta 155 metros por debajo del nivel del mar, es considerada como uno de los ambientes más extremos de la Tierra y el más caluroso del planeta.

Ahora, un nuevo estudio liderado por el investigador Felipe Gómez del Centro de Astrobiología (CAB, INTA-CSIC) y publicado en la revista Nature Scientific Reports, presenta la primera evidencia de la existencia de vida en esta región.

Por primera vez se describe la presencia de nanomicroorganismos termo-halo-acidófilos en las condiciones poliextremas del volcán Dallol, en Etiopía

“Describimos por primera vez la evidencia morfológica y molecular de nanomicroorganismos termo-halo-acidófilos (amantes de la alta temperatura, de la alta salinidad y presencia de sales y metales; y de muy bajos valores de pH) existente en este novedoso ambiente multiextremo”, señala Gómez. El estudio muestra que las estructuras ultra pequeñas descubiertas están enterradas dentro de depósitos minerales.

Estos microorganismos han sido identificados inicialmente como pertenecientes al orden Nanohaloarchaea, aunque podría también tratarse de nuevos grupos no descritos hasta el momento.

Este ambiente de múltiples extremos se encuentra en la conocida como Depresión o Triángulo de Afar, un fondo marino incipiente con formación de corteza terrestre ubicado en la confluencia de tres placas tectónicas terrestres, la placa de Nubia, la Somalí y la Arábiga.

Vista general de la zona de muestreo y una de las pequeñas chimeneas (donde el agua bulle a una temperatura de 90 ºC) en la que se han tomado las muestras. / CAB

La parte norte de esta depresión está dominada por la llanura salina de Assale, una acumulación de sal marina en los depósitos de evaporita que albergan el volcán de Dallol.

Aguas termales únicas

La interacción entre los yacimientos evaporíticos y el vulcanismo ha dado origen a unas aguas termales únicas, que son altamente ácidas (con un pH de 0 o inferior) y salinas (saturación), con unas temperaturas máximas que oscilan entre los 90 y los 109 ºC. En la superficie de la fuente, la temperatura del agua es superior a los 100 ºC y también es altamente ácida (su pH es cercano a 0).

Se abren posibilidades de investigación para definir los límites de la vida y evaluar la habitabilidad en el Marte primitivo

Los resultados de este estudio tienen importantes implicaciones para la comprensión de los límites ambientales de la vida y también proporciona información útil para evaluar la habitabilidad tanto en la Tierra como en otras partes del sistema solar, o incluso en el Marte primitivo (como era hace 3.000 millones de años) y, por tanto, podría ser un paso crucial en la selección de sitios de aterrizaje para futuras misiones que pretendan detectar vida.

"Las similitudes de un ambiente de este tipo con un Marte temprano, por su origen volcánico y presencia de materiales basálticos lo convierten en un análogo terrestre extremo y de gran interés”, concluye Gómez, “además del valor añadio del tipo de vida que se ha encontrado: los nanomicroorganismos descubiertos no habían sido descritas en ambientes multiextremos como Dallol y abren un abanico de posibilidades de investigación en la definición de los límites de la vida".

Imágenes (de la D a la L) de microscopía electrónica de barrido (SEM) y de microscopía electrónica de transmisión (TEM), desde la M a la O, de una muestra mostrando las morfologías de microorganismos ultra pequeños enterrados en las capas del mineral. / CAB

Referencia bibliográfica:

"Ultra-small microorganisms in the polyextreme conditions of the Dallol volcano, Northern Afar, Ethiopia”, por F. Gómez, B. Cavalazzi, N. Rodríguez, R. Amils, G.G.Ori,K.Olsson-Francis, C.Escudero, J.M. Martínez yH.Miruts. Nature Scientific Reports, 2019. https://www.nature.com/articles/s41598-019-44440-8

Fuente: CAB (CSIC-INTA)
Derechos: Creative Commons
Artículos relacionados
Alt de la imagen
Pablo Rodríguez Ros, oceanógrafo y doctor en Ciencias del Mar
“La sociedad española debe ser consciente del desastre ecológico del Mar Menor"

En su libro Argonauta. Peripecias modernas entre el océano y el cambio climático, el investigador cartagenero recoge sus experiencias personales en las campañas oceanográficas y reflexiona sobre la crisis climática. Los beneficios del libro se destinarán al proyecto de recuperación de las Salinas de Marchamalo, en Murcia.

Alt de la imagen
Andreu Escrivà, divulgador ambiental
“Hemos ridiculizado demasiado a los negacionistas de la crisis climática”
Sergio Guinaldo

Los datos sobre el calentamiento global son desalentadores. Consciente de ello, en su libro Y ahora yo qué hago este doctor en Biodiversidad propone claves para no caer en la 'ecoansiedad' e impulsar la acción de quienes sienten que deben actuar por el clima.