Suscríbete al boletín semanal

Suscríbete para recibir cada semana el boletín SINC con los contenidos más relevantes y no te pierdas nada de la actualidad científica.

Suscríbete al boletín semanal
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones
Si estás registrado

No podrás conectarte si excedes diez intentos fallidos.

Si todavía no estás registrado

La Agencia SINC ofrece servicios diferentes dependiendo de tu perfil.

Selecciona el tuyo:

Periodistas Instituciones

Los opioides y canabinoides influyen en la movilidad de los espermatozoides

Una tesis doctoral de la UPV/EHU concluye que existen receptores de opioides y de canabinoides en el esperma humano, y que éstos influyen en la movilidad de los espermatozoides. La investigación del biólogo Ekaitz Agirregoitia abre la puerta a tratamientos más efectivos contra los problemas de fertilidad.

BasqueResearch
25/6/2008 13:55 CEST

El biólogo Ekaitz Agirregoitia.

Los espermatozoides recién vertidos no son capaces de llevar a cabo la fecundación; deben sufrir determinados cambios para que ésta ocurra. Esos cambios se producen gracias a unos receptores situados en la membrana plasmática (la capa que cubre las células). Entre otros, los cambios se producen gracias a los receptores de opioides y de canabinoides. Ambas substancias influyen en el proceso de fecundación.

Y es que se ha descrito que el consumo de opiáceos externos (heroína, metadona) reduce la movilidad de los espermatozoides, y que los canabinoides externos (hachís) provocan la alteración de la función reproductora. Por su parte, el propio cuerpo genera opioides y canabinoides internos, como los que nos ayudan a soportar el dolor o las situaciones de estrés, y también se ha descrito que éstos influyen en la función reproductora.

Pese a que todo esto era ya sabido, no existía ningún estudio en profundidad acerca de los receptores de opioides y canabinoides en el esperma humano, como el que ha realizado Ekaitz Agirregoitia Marcos en la tesis doctoral que ha presentado en la Facultad de Medicina y Odontología de la UPV/EHU: Opioide-hartzaileak eta kannabinoide-hartzaileak giza espermatozoideetan espresatzen dira eta haien mugikortasunean eragiten dute (Los receptores de opioides y los receptores de canabinoides se expresan en los espermatozoides humanos e influyen en su movilidad). Su objetivo es definir la expresión y la situación de tres receptores de opioides y dos receptores de canabinoides, así como analizar la influencia de su activación en la movilidad de los espermatozoides.

Agirregoitia es licenciado en Biología, con especialidad en Ciencias de la Salud. Trabaja como profesor sustituto en el Departamento de Fisiología, impartiendo las materias de Biofísica Médica y Fisiología General. Su trabajo doctoral ha sido dirigido por el Dr. Jon Irazusta Astiazaran, de ese mismo departamento, y ha sido realizado en colaboración con la Dra. Carmen Ochoa, de la Clínica Euskalduna, y con el Dr. Manolo Guzmán, de la Universidad Complutense de Madrid.

Situando los receptores

Esta tesis doctoral ha comprobado, por primera vez, que en el esperma humano se encuentran todos los tipos de receptores de opioides y de canabinoides. Y es que, anteriormente, el receptor de opioides MU tan solo se había encontrado en el esperma equino, y la presencia en el esperma humano del receptor de canabinoides CB1 se ha dado a conocer este mismo año. El Dr. Agirregoitia se ha servido de varias técnicas para encontrar tres receptores de opioides (DELTA, KAPPA y MU) y dos receptores de canabinoides (CB1 y CB2) en el esperma humano. Según se recoge en su investigación, todos ellos se encuentran en la cabeza, pieza intermedia y cola de los espermatozoides.

¿Cómo influyen en la movilidad?

Tras definir la expresión y la situación de los receptores de opioides y canabinoides, el Dr. Agirregoitia ha realizado el análisis de su influencia sobre la movilidad de los espermatozoides. Estos receptores actúan como una especie de cerraduras, a las que se acoplan los opiáceos y los canabinoides. Algunas de esas sustancias (agonistas) son capaces de activar las células, al igual que una llave que abre una puerta. Otras (antagonistas), aunque encajen perfectamente en la cerradura, no son capaces de abrir la puerta y bloquean el receptor. Agirregoitia ha estudiado ambos procesos y, para ello, ha incubado esperma humano con sustancias sintéticas agonistas y antagonistas.

De esta tesis doctoral presentada en la UPV/EHU se deduce que, para que el movimiento de los espermatozoides se mantenga, debe permanecer activado un número mínimo de receptores DELTA. Por otro lado, se describe que la activación del receptor de opioides MU inhibe la movilidad de los espermatozoides, es decir, que los hace más lentos. Por último, concluye que el receptor de opioides KAPPA participa en algún otro proceso que no tiene que ver con la movilidad.

Con respecto al sistema canabinoide, la activación de los receptores CB1 y CB2 hace que se reduzca el porcentaje de espermatozoides con movilidad rápida y progresiva. Aún así, como consecuencia de la activación del receptor CB1, se incrementa el número de espermatozoides lentos, mientras que la activación del CB2 aumenta el número de espermatozoides con movimiento progresivo pero lento.

Diagnósticos y tratamientos más efectivos

Es sabido que los opiáceos y los canabinoides regulan la función reproductora a través del sistema nervioso central y, según esta tesis, también son capaces de controlarla a través de los receptores situados en los propios espermatozoides. Así, el tipo y concentración de opioides y canabinoides internos que encuentre el espermatozoide en su camino hacia el óvulo condicionará su movilidad.

Este trabajo abre la puerta, a medio/largo plazo, al diagnóstico y tratamiento de numerosas patologías. Por ejemplo, un análisis de los componentes del sistema opioide y canabinoide permitiría comprender mejor los problemas de fertilidad por causas desconocidas que sufren tanto los espermatozoides como el aparato reproductor femenino. Por otro lado, a la hora de diseñar tratamientos destinados a fomentar la movilidad de los espermatozoides, permitirá prescribir tratamientos que activen o inhiban el receptor adecuado para beneficiar al proceso de fecundación.

---------------------------------------

Más información:

www.basqueresearch.com

Fuente: UPV/EHU
Derechos: Copyright
Artículos relacionados
Rusia anuncia que su vacuna tiene una eficacia del 95 % y que costará menos de 20 dólares
SINC

El Fondo de Inversión Directa de Rusia espera que la vacuna Sputnik V llegue a 500 millones de personas, comenzando su distribución en 2021. Esta vacuna candidata levantó dudas en agosto entre los expertos por la velocidad de los ensayos en humanos y la opacidad en los datos.

La vacuna de Oxford-AstraZeneca consigue una eficacia del 70,4 %

Los resultados iniciales de la fase III del ensayo clínico revelan una eficacia media del 70,4 %, que varió según las dosis empleadas, con valores máximos del 90 %. También se observó una reducción en las infecciones asintomáticas. No hubo casos graves ni hospitalizaciones entre los vacunados. El almacenaje a temperaturas de nevera, de entre 2 y 8 ºC, supondría una ventaja.